Alta mar

Contacto

El belén que vino en barco (Belén de Jesús en La Sangre)

fabian | 09 Desembre, 2008 19:06

La historia podría comenzar con un barco en la bahía, una gran tormenta y una promesa de salvación. Y la historia parece ser verídica. El año era 1536 y el capitán del barco se llamaba Domingo Gangome o Janceme. Entre la carga había siete belenes. Noche cerrada, oscuridad total, fuerte tormenta y el capitán promete a Dios que dará uno de los siete misterios , el que eligiesen, a quien les ofreciera luz en tierra. Y una luz vieron; era la de un convento franciscano que mantenía una luz encendida toda la noche pues se encontraba extramuros de la ciudad. Era el Monasterio de Nuestra Señora de los Ángeles de Jesús. Y allí quedaron las figuras del belén.

cuadro

Hay que añadir en este punto una explicación. Parece que fue San Francisco de Asís quien en la nochebuena de 1223, en Greccio (Italia), crea u organiza el primer belén. Pero no era de figuras sino una representación con seres vivos, con un asno y una mula de verdad. Y esa representación del belén fue tradicional desde entonces entre franciscanos y clarisas y se extendió pronto en algunas poblaciones europeas y en Mallorca quedan algunos actos provenientes de esas antiguas representaciones, como el canto de la Sibila. La aparición del belén de figuras es muy posterior, quizás del siglo XV y se supone que fue en Italia.

Belén de Jesús
El Belén de Jesús en la iglesia de la Anunciación (La Sangre)

Bien, estaba con esas figuras que llegaron a Palma una noche oscura en un barco. Los franciscanos las recogen y adaptan para ellas una capilla, la primera de la derecha. Una capilla que está más baja que el templo. En el centro tiene un altar de un metro de altura y tras él, la entrada a una cueva de techo peraltado y adornado con estalactitas recogidas del natural. La cueva es grande, de 4,40 metros de ancho; 1,75 de altura y 2,2 de profundidad. La Virgen y San José están arrodillados, uno a cada lado del Niño.

Fuera de esta capilla hay un cuadro de difícil visibilidad. Aparece un barco y, punto a él, un esquife o barca en la que están varias personas. En la borda del barco se puede ver la figura de San José y en el esquife un sacerdote tiene en sus brazos la figura del niño. Tiene el cuadro en su parte inferior, una leyenda que cuenta la historia de 1536 del capitán Domingo Gangome.

ángeles de belén
Dos de los seis ángeles músicos

En 1835 el convento de Nuestra Señora de los Angeles de Jesús fue desamortizado. El belén pasó a la iglesia de la Anunciación de Palma, donde se venera el Santo Cristo de la Sangre. Se cuidó que el belén pasara íntegro en la misma situación - primera capilla a la derecha - y con las medidas en las que se había conservado.

Las figuras del belén son de madera. Las figuras de San José y la Virgen tienen 1,42 y 1,18 metros de altura. Los seis ángeles músicos con instrumentos musicales: arpa, cítara, órgano portátil y flauta, miden una media de altura de 80 cm. La mula tiene 1,30 m. y el buey agachado también. Sobre la cueva hay tres pastores de aproximadamente un metro de altura. Uno suena la cornamusa, otro bate un tambor y el tercero coge un barril con las dos manos. Hay 9 ovejas que alternan color blanco o negro y dos grandes perros negros con collares de púas.

pastor
Sobre la cueva, uno de los tres pastores

Las figuras centrales: María, José y los seis ángeles se datan de 1480, ya que son semejantes a las figuras de los nacimientos de San Giovanni a Carbonara de Nápoles, obra de Pietro y Giovanni Alamanno y que guarda igual disposición, con los pastores encima de la cueva. Los pastores se cree que son de 1530, aunque no está clara si su procedencia es italiana o española.

Parece seguro que es el primer belén de figuras que existió en Mallorca. Otros conventos de franciscanos como el de San Buenaventura de Llucmajor o los de San Diego de Alaior o de Jesús de Mahón, también guardan sus belenes en la primera capilla a la derecha, aunque sus figuras ya son de los siglos XVII y XVIII.

Toda esta información la he encontrado en un pequeño librito de Gabriel Llompart Moragues: "El belén cuatrocentista del Hospital Provincial de Palma de Mallorca" (1963) que he leído en Can Salas, la biblioteca pública de Palma.

Comentaris

Belen

Ljudmila | 18/12/2008, 19:47

Muy interesante historia, que descubri por casualidad. Estoy poniendo un enlace en mi entrada de hoy.

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar