Alta mar

Contacto

Rostros de Roma. Exposición

fabian | 19 Gener, 2009 17:31

Recorrí el camino que bordea las murallas y me adentré en las antiguas dependencias militares de quienes las defendían, espacios hoy dedicados al esparcimiento ciudadano. Una exposición se realizaba en ellos: Rostros de Roma, tipo de esculturas vistas muchas veces y pocas veces explicadas: bustos de mármol de cabezas masculinas con cabellos rizados. ¿Eran realmente retratos que representaban las facciones del personaje o esas barbillas, frentes, ojos, mejillas marmóreas no eran realmente la del personaje real sino que formaban parte de una cara imaginaria al que el escultor daba forma ensalzando o embelleciendo de alguna manera al personaje. Voy leyendo los paneles explicativos y me resultan interesantes: el guerrero ha de parecer un guerrero poderoso y sus formas serán diferentes a las del pensador. Los paneles inciden en el cabello y en la ausencia durante los primeros siglos de la figura femenina más o menos real. La exposición está muy bien montada a lo largo de varias salas con un puñado de esculturas en cada una de ellas.

Rostros de Roma

La exposición Rostros de Roma, organizada por el Museo Arqueológico Nacional, de cuyos fondos proceden las piezas expuestas, y patrocinada por Caja Mediterráneo, ofrece la oportunidad única de contemplar de forma unitaria varios ejemplos de retratos, bustos, cabezas y sarcófagos que nos desvelan algunos secretos de la sociedad romana, obras que cronológicamente abarcan desde el siglo I a.C. hasta mediados del siglo III de nuestra Era. Esta colección está formada por un excepcional conjunto de 15 retratos imperiales, representantes de las más importantes dinastías reinantes del Imperio Romano, la dinastía Julio Claudia, la de los Flavios, Antoninos y la de los Severos. Destacan en este conjunto las extraordinarias estatuas sedentes de la emperatriz Livia y de su hijo, el emperador Tiberio. A ellos se añade un conjunto de 15 retratos privados, entre los que se incluyen piezas relacionadas con el ámbito funerario, como sarcófagos y estelas.

El retrato fue un elemento esencial de la cultura romana y una de sus grandes contribuciones artísticas. Fue la imagen del poder, de aquellos que rigieron los destinos del Imperio. Pero mostró también la dimensión humana de sus habitantes, del ciudadano. Su uso se extendió por todas las provincias del Imperio y representó a todas las clases sociales, desde el patricio al liberto, desde el senador al magistrado de una pequeña ciudad provincial. Hombres, mujeres y niños fueron esculpidos, siguiendo los dictados de modas establecidas en la capital del Imperio por la corte imperial, para perpetuar su memoria y construir la romanidad, la pertenencia a la cultura de Roma.

Creo que algunos jubilados usamos unos horarios diferentes a quienes están ocupados. Así, por ejemplo, visitamos las exposiciones a primeras horas de la mañana - horario válido para nuestros paseos y salidas - y procuramos regresar a casa hacia mediodía quedándonos las tardes para la lectura, ver la TV o navegar por Internet. Así en las bibliotecas y exposiciones encuentras otras personas de edades cercanas, lo que no les es posible a quienes tienen edades más jóvenes y que no tienen tantas horas de ocio.

Rostros de Roma

MONARCAS Y FILÓSOFOS, que marca el punto de partida del género en el mundo griego y su influencia en el retrato romano tras la creación del principado. En la Grecia del siglo V a.C. tiene lugar un hecho artístico y sociológico de trascendental importancia: surge por primera vez el retrato fisonómico. Aunque se concibe bajo estructuras idealistas, aplica sobre ellas algunas peculiaridades personales del personaje representado y se realizan los primeros intentos de conferir una mínima expresividad a los rostros. La Grecia del siglo IV a.C. combinará, en un equilibrio perfecto, expresividad e idealismo, mesurado realismo y gusto por el "retrato de reconstrucción" destinado a inmortalizar a autores trágicos, poetas y filósofos. La mayor novedad conceptual de esa época será la creación del retrato oficial monárquico, magníficamente ilustrado por las efigies de Alejandro Magno que imaginó el escultor griego Lisipo.

El retrato romano tiene como punto de partida las imágenes "realistas" de graves y ancianos pensadores y el retrato monárquico, que adquiere un gran desarrollo en las cortes helenísticas. En época republicana, ambos conceptos se yuxtaponen en una misma obra: el rostro se representa siguiendo la tradición realista, mientras que el cuerpo sigue las pautas del desnudo heroico. Esta combinación se mantendrá como una constante propia del retrato romano, consolidándose en época imperial.

Divido este texto en tres apartados puesto que la exposición así lo hace. Los textos y algunas imágenes los recojo del pdf Rostros de Roma que la Obra Social de la CAM puso en Internet cuando esta exposición se realizó en Alicante.

Rostros de Roma

HISTORIA AUGUSTA, recoge los retratos de emperadores y miembros de distintas familias imperiales y muestra la función del retrato dentro de la política y la sociedad romana, y el uso que de él se hizo en los distintos períodos del Imperio.

Es en época de Augusto cuando se fija el concepto del retrato oficial. Si en época republicana la multiplicidad de rostros que compartían la esfera pública representaba la oscilación de los bandos que se hacían con el poder, el comienzo del mandato de Augusto en el año 23 a.C., marca la identificación unívoca del Princeps con el Estado. Este cambio conceptual se refleja en un cambio estilístico. Augusto crea un nuevo modelo de retrato oficial que perdurará hasta Nerón, un modelo clasicista que el emperador consideró adecuado para trasmitir el mensaje de equilibrio y armonía que deseaba comunicar a la sociedad romana.

La identificación del Princeps con el centro de poder del Imperio dio pie a una gran demanda de sus retratos, tanto en Italia como en las provincias, lo que tuvo como consecuencia la primera industria de la imagen política de la historia. La recepción de la nueva concepción del retrato, y de lo que la imagen simbolizaba, se apoyó en la rápida difusión del culto imperial.

El espacio expositivo de Ses Voltes, en las murallas de Palma sigue con sus salas alargadas las líneas de esa antigua fortificación; sus salas son oscuras y las figuras expuestas resaltan con los focos que los iluminan sobre el color rojo del ambiente. Entre sala y sala, las maderas del suelo crujen con las pisadas.

Rostros de Roma

CIVES ROMANORUM, el último apartado, mostrará el lugar que ocupaba el retrato en la vida del habitante del Imperio a través de diferentes fases vitales.

El retrato romano privado nació en época de la República con una doble función. Honraba a los ciudadanos que habían destacado en el servicio a la ciudad mediante esculturas en bronce que poblaban los espacios públicos, y mantenía viva la memoria de los difuntos de las familias ilustres de la Urbe a través de las llamadas imagines maiorum. Tras la llegada del Imperio, el ocaso de las facciones aristocráticas sentenció el fin de la ostentación pública de la imagen privada. Sin embargo, estas austeras imágenes habían pasado ya a simbolizar la esencia de la romanidad para los habitantes del Imperio.

El ámbito funerario ofrecía a los ciudadanos gran cantidad de posibilidades para satisfacer sus necesidades de autorepresentación. Las tumbas se convirtieron, a través de las estelas y sarcófagos, en el lugar idóneo para mostrarse, al permitir que casi todas las clases sociales pudieran estar representadas.

Rostros de Roma

Bien, pues me alegra que esta exposición tenga alguna expresión en la Red. Va muy bien poder leer, horas después de haber visitado la exposición, textos sobre ella. Mi parecer es que cualquier exposición real también debería existir virtualmente. Los textos de los paneles - interesantes - no coinciden con los del pdf, pero bueno, ya es un paso que muchas exposiciones aún no han conseguido. Alguna vez también estarán las imágenes de las figuras y los textos de los paneles. Mi felicitación a quienes han organizado la exposición y a quien ha puesto el pdf en Internet (la CAM -Caja Mediterráneo -) puesto que la exposición es interesante y la Web es un medio muy válido para repasarla con tranquilidad y en el momento que a cada uno le vaya bien.

Comentaris

Re: Rostros de Roma. Exposición

Juana | 07/04/2009, 19:59

Es fantástico encontrar cosas como esta. Es un escelente trabajo que vale la pena leer.

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar