Alta mar

Contacto

Mallorca: épocas vándala y bizantina en pocas palabras

fabian | 25 Juny, 2015 18:38

En el año 2013 puse un enlace a la Tesis Doctoral de Catalina Mas Florit titulada El poblamiento de Mallorca durante la Antigüedad tardía: la transformación del mundo rural (ca. 300-902/903 d.C). Aunque la autora eliminaba de esta versión en abierto los capítulos principales (que en el índice los escribe en inglés), me acojo a este trabajo para enterarme un poco de qué ocurrió con Mallorca en los últimos siglos del Imperio, recorriéndolo de una manera muy general. Son las épocas vándala y bizantina, anteriores a la dominación árabe.

Son siglos llamados "oscuros" y de profundos cambios. Es el paso del mundo clásico romano al mundo medieval, época llamada de la "Antigüedad tardía". El estudio que realiza esta tesis es muy amplio y a mí hoy - aunque me interese todo - sólo debo centrarme en los grandes rasgos. En el punto "1.4 .Las islas Baleares durante la Antigüedad Tardía: breve encuadre histórico", del cual recojo breves informaciones, dejando toda la parte documental, es decir, de enumeración de documentos, fuentes, elementos hallados en excavaciones, etc. Será, pues una cita de pequeños fragmentos:

Las islas Balearides (Mallorca y Menorca), conquistadas por Roma en el 123 a.C, y las Pytiussae (Eivissa y Formentera) fueron una provincia independiente del imperio romano de occidente, al menos desde finales del siglo IV, [...] Es escasa la información de la que disponemos para las Baleares en el siglo IV a nivel arqueológico [...]

Uno de los acontecimientos esenciales dentro del siglo V es la irrupción de los vándalos en el Mediterráneo occidental. Tras atravesar las fronteras del Imperio en el 407, llegan a la Península Ibérica en tomo al 409. Después de pasar por la zona norte se asentarán en la Bética. En el año 425 el Cronicón de Hidacio narra los saqueos por parte de los vándalos que afectarán a las Baleares, además de Sevilla y Cartagena. Finalmente pasarán al norte de Africa en el 426 y acabarán conquistando Cartago en el 433 (Courtois, 1955). La conquista de las Baleares no se producirá hasta el 455 momento en el que las islas pasarán a formar parte del Reino Vándalo, tras su anexión bajo el reinado de Genserico. [...] celebración de un Sínodo en Cartago en el año 484, convocado por Hunerico, y al que son convocados los obispos católicos Macario de Menorca, Helias de Mallorca y Opilio obispo de Eivissa. Esta fuente induce a pensar que las Baleares podrían formar una provincia junto a Cerdeña. [...]

En el año 534 d.C, las Baleares caerán en manos bizantinas tras la conquista de las islas por Apolinar, enviado por Belisario después de la campaña que se realizó en el Norte de Africa. Entre las fuentes escritas de esta época destacan la carta de Liciniano de Carthago Spartaria a Vicente de Eivissa (595), de fuerte contenido teológico, o la epístola XII, 48 de Sant Gregorio Magno al defensor Juan (603) con la orden de corregir la vida licenciosa de los habitantes del monasterio de Cabrera (Amengual, 1988, 1991). Según algunas noticias, en estos momentos las islas podrían ser utilizadas como lugar de destierro para los opositores de la política oficial bizantina.[...] Los hallazgos arqueológicos son cada vez más numerosos y día a día la arqueología va contribuyendo a un mejor conocimiento de la cultura material de estos momentos, mostrando un importante comercio marítimo de mercancías en las Baleares (Vilella, 1988; Pons, 2005). A los diferentes hallazgos de cultura material hay que añadir los estudios de las primitivas basílicas paleocristianas. En Mallorca destacan las basílicas de Son Peretó y Sa Carrotja en el término municipal de Manacor, la basílica de Cas Frares en Santa Maria del Camí y la basílica de Son Fadrinet en Campos. Diversas necrópolis pueden ser atribuidas también a estos momentos de tardoantigüedad. Destacan, entre otras, las necrópolis asociadas a las basílicas y a la ciudad de Pollentia (Navarro, 1988; Mas et al., 2004, 2005; Riera i Rullan, 2009), la necrópolis de Sa Carrotja en Ses Salines que muestra una amplia cronología (Orilla, 1988), la de S'Illot des Frares en la Colonia de Sant Jordi (Guerrero, 1985; Riera i Rullan, 2004) y la necrópolis recientemente excavada en la isla de Cabrera (Riera i Rullan, 2005, 2009). Los restos materiales de época tardía se han ido localizando también en las zonas rurales. [...]

Desde un punto de vista teórico, las Baleares pertenecieron a la órbita bizantina durante más de cuatrocientos años. La incorporación de la Bética al reino visigodo en el 625, con la perdida de las posiciones bizantinas del sudeste de la península Ibérica, convirtió a las islas en una zona periférica en la parte occidental del Imperio Bizantino. La conquista de Cartago por parte de los musulmanes, aisla aún más el archipiélago y se abre entonces una de las épocas más oscuras de la historia de las islas. Se ha señalado que posiblemente quedaran constituidas en una especie de estado semi-independiente dada la lejanía del poder bizantino (Rosselló, 1973a). En los últimos años el descubrimiento en el castell de Santueri (Felanitx) de una serie de plomos donde constan cargos de carácter administrativo y militar no dejan la menor duda de la presencia en torno a los siglos VII-VIII de una organización administrativa de carácter bizantino (Rosselló, 2005: 318-319; Nadal, 2006). Asimismo el reciente hallazgo en Menorca de un sello posiblemente de Gordio con el cargo de arconte de Mallorca abre nuevas posibilidades interpretativas para los momentos finales de dominio bizantino en las Baleares (Nicolás y Moll, 2011).

Hacia el siglo VIII tenemos noticias de las primeras incursiones islámicas en las islas. Destaca la noticia del ataque de Abd Allah hacia el 707 y la captura de unos muluk (Rosselló 1973a: 93: Barceló, M, 1984:28; Bazzana et íí/.,1988: 4849). [muluk: ¿gobernadores bizantinos, semiindependientes o bien los prelados que regían las comunidades cristianas?] [...] Según las fuentes, entre los años 798/799, las Baleares sufrirán campañas de saqueo sistemático por parte de los musulmanes y enviarán una embajada al emperador Carlomagno para pedir ayuda ante los ataques (Amengual, 1991). Posteriormente, durante los años 848-849 se llevará a cabo una expedición de castigo por parte del califa de Córdoba, 'Abd al-Rahmán II contra los habitantes de las islas de Mallorca y Menorca con el objetivo de restablecer el pacto que habían violado (Rosselló, 1968). Según Rosselló (1968) posiblemente este pacto podría ser el firmado el siglo anterior con la incursión del 707. Es posible, como ya se ha señalado que las Baleares constituyan algún tipo de estado tributario que le permita mantener una posición de cierta independencia. La existencia de este pacto o ahd no parece ya discutirse (Barceló, 1994). Se ha planteado en este sentido la posibilidad de un poder compartido, bizantino-islámico que Epalza (1987) definió como período bizantino-musulmán, que durará desde la primera incursión musulmana en las islas en el 707 hasta la conquista efectiva de las mismas por parte de los musulmanes [...]

Esta situación indefinida se prolonga hasta el 902-903, momento en que las Baleares entran definitivamente a formar parte del mundo islámico con la conquista de Isam-al-Jawlani, bajo el emirato de 'Abd Allah (Roselló, 1973b)

Bueno, a grandes rasgos es la historia de Mallorca en esos siglos. Más de mil años de historia en pocas palabras. Forman un marco cronológico que, para situar acontecimientos, hallazgos de todo eso que se encuentra bajo nuestros pies, bajo las rocas, sirve de orientación.

Comentaris

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar