Alta mar

Contacto

Rubén Darío en Mallorca: el homenaje

fabian | 17 Març, 2012 10:21

Rubén Darío, en su primer viaje a Mallorca, recibió un homenaje en Palma el día 2 de marzo de 1907. En el periódico "La Tarde" del domingo 3 de marzo de 1907 podemos leer la reseña que el periodista realizó de este acontecimiento.

En honor de Rubén Darío

Con motivo de encontrarse en esta ciudad el insigne poeta guatemalco Rubén Darío que tan extraordinarios aplausos ha conquistado en el mundo de las letras, con sus versos inspirados y su poesía fácil y brillantísima, fué ayer obsequiado con un banquete espléndido por algunos socios de «La Peña» ardientes y entusiastas admiradores del poeta ilustre.

Al banquete asistieron unos cincuenta socios de La Peña entre los que estaban algunos nombres ilustres.
También asistieron algunos representantes de la prensa local.

El banquete estuvo servido por el Restaurant Oriente, no desmereciendo en nada de la fama que ha sabido conquistarse la casa mencionada.

El «menú» fué el siguiente.
Entremeses.— Arroz con pollo. Frito variado á la española. Filete á la Chambord, Espárragos a la vinagreta, Tordos á la Pompadour.
Bizcocho merangado, Postres, Frutas, Helado, Crema de vainilla, Café, Cognac Domec, Cigarros.
Vinos. — Rioja blanco y negro, compañía vinícola, Jerez, Champagne Mort Chandron.

periódico
"La Tarde", del 3 de marzo de 1907

El champagne apareció con una chispeante y blanca espuma y entonces alzóse de un asiento el ilustre poeta y orador elocuentísimo don Juan Alcover, el cual invitó al popular y aplaudido poeta Gabriel Alomar á que leyese la poesía que para el acto que se celebraba había compuesto y al hacerlo así escuchó el señor Alomar nutridos aplausos.

Después leyeron preciosas poesías los señores Azín y Alcover haciéndolo éste en mallorquín y obteniendo ambos aplausos ruidosísimos.

Por último Rubén Darío, con voz tranquila, roposada y suave, dijo unos versos que hubieron de aplaudirse por su mérito extraordinario, valiendo á su autor una ovación estruendosa y entusiasta.

A continuación leyó el poeta americano varios versos suyos publicados y conocidos ya, no siendo esta última circunstancia bastante á aminorar el entusiasmo que despertara su lectura.

Rubén Darío, á sus grandes méritos como poeta, une otro importantísimo, pues sabe imprimir en la recitación una delicadeza exquisita.

Nuestro deseo era publicar íntegramente cuantas poesías se leyeron, pero nos lo impide el deseo de los autores de las mismas que prefirieron no fuesen dadas á la publicidad, ya que á propuesta de D. José Alcover se acordó publicar unas hojas reseñando la fiesta y que únicamente se repartirán a los que concurrieron á la misma.

Como dejamos, pues, indicado y en atención á los deseos que nos fueron expuestos, no publicamos las poesías bien á pesar nuestro.

Para terminar recitó diferentes poesías en mallorquín D. Juan Alcover escuchando grandes aplausos.

La fiesta fué espléndida y digna de Rubén Darío á quien enyiándole nuestro modesto aplauso le testimoniamos sinceramente la admiración que le profesamos.

Posiblemente Joan Alcover leyera su poema "L'Hoste", del cual no tengo copia. Creo que no se conoce el poema de Alomar y desconozco si aquellas hojas se publicaron ni si alguna ha quedado.

De la estancia de Rubén Darío en Palma queda un texto, llamado "Noticia" de Juan Sureda Bimet que se publicó en una revista de la Academia de Bellas Artes de Palma que no he podido encontrar y al que se refieren los estudiosos de la presencia de Rubén en Mallorca. Juan Sureda Bimet vivía entonces en Portopí, cerca de El Terreno y visitó a Rubén Darío en varias ocasiones. No se conoce la fecha en que Rubén dejó Palma, entre marzo y abril de 1907, pero fue Juan Sureda quien le despidió con la invitación de que volviera a la isla, al Palacio de Valldemossa; lo cual se produciría en 1913 cuando ya Rubén Darío vino solo - en Palma vivía con su familia, Francisca y su hijo - y en otras condiciones de salud.

Comentaris

Re: Rubén Darío en Mallorca: el homenaje

Fabián | 17/03/2012, 11:44

La obra de Joan Alcover i Maspons es, desde el 2007 de Dominio Público, pues murió en 1926 y han transcurrido los 80 años que la ley concede sobre los Derechos de Autor.
La figura legal del "Dominio Público" no tiene significado alguno en las ediciones de papel debido a que comporta unos costes que hay que pagar; pero sí adquiere su importancia en la edición digital en Internet y es una lástima que la obra de Joan Alcover no esté presente en la Red.

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar