Alta mar

Contacto

Declaración BIC de la Punta des Molí, Sant Antoni de Portmany, Ibiza

fabian | 13 Agost, 2009 17:45

Declaración como Bien de Interés Cultural, con la categoría de lugar de interés etnológico, del lugar o paraje de la Punta des Molí, TM de Sant Antoni de Portmany

Fuente: BoIB núm. 118 (pdf)
Fecha publicación: 13/08/2009

Declaración harto compleja pues la Incoación del Expediente se realizó en 1999 (12/03/1999) que posteriormente fue modificado debido a que habían variado diferentes datos sobre las casetas propuestas a protección. A ello se le añaden varias alegaciones.
El objetivo de esta serie de BIC y BC en esta bitácora sólo es recoger la información que explique el Bien, su historia, características e importancia. Por ello sólo recojo los párrafos acordes a esas intenciones.

2. Situación geográfica y topografía

La punta des Molí está en el término municipal de Sant Antoni de Portmany, vénda des Bernats. Se trata de una punta que dibuja un triángulo casi perfecto y que se adentra en el mar a la orilla SE de la bahía de Portmany.

Las coordenadas UTM al centro de la agrupación de las casetas varadero son las siguientes:
Y 353240.5
X 4315293.71
El lugar que se pretende declarar se implanta entre los 0 y 1 m snm

3. Evolución reciente y estado actual del espacio y de las casetas varadero de la Punta des Molí

Se ha podido contar con datos, que básicamente proceden de tres momentos diferentes y que ilustran de manera relativamente clara no sólo el estado de las casetas en el momento presente, sino también su evolución en el curso de los últimos veinte años.

  • 1987: Catalogo con fotografías de la Demarcación de Costas.
  • 1999: Datos de campo procedentes del expediente de incoación como BIC (CIEF).
  • 2007: Datos de campo a fin de revisar la situación presente de las casetas (CIE).

En este sentido, ha sido comparada, una por una, la evolución de cada caseta en el curso de los tres hitos temporales señalados y, básicamente, los datos principales se resumen en el cuadro siguiente:

[No copio la tabla que indica el estado de 14 casetas en las fechas antes señaladas]

4. Propuesta, justificación

La primera conclusión es la de una actuación errática y falta de criterio por parte de la administración competente (el Consell Insular de Eivissa y Formentera), bastante clara por sus cambios de posicionamiento, a veces difíciles de justificar, en cuanto al alcance y, incluso, en cuanto a la modalidad de la protección que se debía emplear, entre otros factores.
Ésta, además, se ha visto en el tiempo también muy condicionada por acciones (o amenazas de acción) de la propiedad, es decir, el Estado Español, que no siempre ha tenido la preservación del patrimonio o de los valores etnológicos locales como bandera de sus intervenciones. No es necesario ni decir que en este marco, los interesados privados de los ususarios de las casetas han tenido también un peso muy considerable.

Hoy, el resultado de todo eso se resume en unos valores etnológico-patrimoniales degradados y en peligro total de desaparición.
Ésta es la situación real del conjunto de casetas varadero de la punta des Molí, en la parte mediodía de la bahía de Sant Antoni de Portmany, donde hace veinte años todavía existía un entorno que, junto al molino harinero (solamente a 50 m de distancia de las casetas) y las construcciones y ambientes tradicionales que la rodeaban, era de muy buenas condiciones desde un punto de vista patrimonial.
Así y todo, habida cuenta del hecho que las transformaciones acontecidas en este grupo constructivo, a pesar de ser bastante significativas, siguen siendo todavía reversibles, tendría lógica ensayar, de nuevo, su protección.

En todo caso, la figura válida por las características, todavía vivas, del bien que se pretende proteger y –¿por qué no decirlo?- a fin de ahorrar un agravio comparativo con el caso de Formentera, es la de Bien de Interés Cultural / Lugar de Interés Etnológico.

Ahora bien, reflexionado el caso, esta misma tipología de BIC, definida textualmente en la Ley 12/98 como: lugar o paraje natural con construcciones o instalaciones vinculadas a formas de vida, cultura y actividades tradicionales del pueblo de las islas Baleares que merecen ser preservados por su valor etnológico, puede orientar hacia una solución del problema complejo de la evolución de las técnicas, materiales y, incluso, funciones, que afectan a este tipo de elementos, de una manera o de otra, todavía activos.
En realidad, el objeto primordial de la protección es un lugar o paraje natural, afectado por unas construcciones o instalaciones vinculadas a formas de vida, cultura y actividades tradicionales.

Quiere decir eso que es el lugar o paraje natural el que hay que declarar, porque es el marco de las actividades de interés patrimonial y no, simplemente (o no solamente), las construcciones o instalaciones vinculadas a formas de vida, que necesitan entenderse incluidas.
Por todo eso, el técnico que suscribe eleva a superior criterio la propuesta de declarar el paraje de sa punta des Molí de Sant Antoni de Portmany Bien de Interés Cultural / Lugar de Interés Etnológico.
En este sentido, deberá ser delimitado el espacio costero donde han tenido lugar las actividades tradicionales y dotarlo de un entorno de protección.

De esta manera, un futuro plan especial dictaminará qué se conserva y qué no, que usos y que convenios con la propiedad estatal y otros factores realistas malos de ordenar ahora, desde la simple perspectiva de un análisis evolutivo de determinadas construcciones estáticas en un momento histórico concreto.

Comentaris

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar