Alta mar

Contacto

Incoación BIC fuente de Balafia, Sant Llorenç de Balàfia (Ibiza)

fabian | 23 Abril, 2009 15:29

Incoación del expediente administrativo de declaración como Bien de Interés Cultural con la tipología de lugar de interés etnológico, la fuente de Balàfia y sus elementos conexos, Sant Llorenç de Balàfia

Fuente: BOIB núm. 058 (pdf)
Fecha publicación: 21/04/2009

iglesia
Iglesia de Sant Llorenç, Balàfia, Ibiza

1. La situación

Esta fuente está en la vénda de Balàfia de Dalt, a poco más de 200 m al N-NE del poblado fortificado del mismo nombre (las torres de Balàfia).
Se accede al lugar, tanto desde el camino que en dirección a poniente enlaza con la carretera de Sant Joan, al lado de los restaurantes de ca na Pepeta y Balàfia, como desde el pueblo de Sant Llorenç, pasando por el camino de can Pere Mosson.

Las coordenadas UTM al centro de la placita donde se encuentra la fuente son:
X 368997.35
Y 4321975.53

Todos los elementos que se describirán a continuación están entre 109 y 127 m snm.

2. Descripción de la fuente y otros elementos conexos

Hoy, la fuente tiene una capilla artificial ?conectada a un bello muro de margen ?del todo tradicional y hecho de piedra del lugar, colocada en seco. Dicho muro delimita por levante con la propiedad de can Rei, que detrás de la fuente está sembrado de antiguos y evocadores olivos. La fachada de la capilla mira, aproximadamente, hacia el este y, a cada lado, tiene dos elementos salientes rectangulares, rematados con piedra de galera (arenosa abigarrada). La cubierta dibuja una bóveda, rematada por una rústica cruz de madera, y le falta la puerta. Diversos escalones, hechos también de piedra de galera, descienden hasta la alberca interior de agua.

Algunas calas realizadas en los muros de la capilla –hechos con mampostería de piedra con arcilla y cal–demostraron que, primeramente, su interior estuvo pintado con almagre, a pesar de que posteriormente se fue pintado de cal. En cambio, por el exterior, la capilla de la fuente primeramente fue blanca y, en un momento dado, también se pintó de rojo, para acabar en el color original, es decir, el blanco.

La fuente tiene una estrecha galería, cubierta con dos filas de piedra irregular del lugar, colocadas en sentido triangular; sus laterales también son de piedra de este tipo.

Esta conducción de agua, después de haber atravesado el camino y la placita y dibujado algunos ángulos en su trayecto, comunica con una balsa que queda al lado de levante de la placita donde hay la fuente, exactamente en su SE.

En la mencionada balsa se observan reformas, especialmente las debidas a la configuración de la solana que hay justo en su N y que hizo subir sensiblemente el nivel antiguo del suelo. Esta solana actualmente está sembrada de maíz. La parte original de la balsa, hecha de piedra y mortero de cal, está pintada por el interior con almagre y, por tanto, es también de color rojo.

Arrimada a la cara de levante de la balsa, cerca de su angulo SE, hay otra charca artificial, sensiblemente más pequeña y también hecha de piedras irregulares y mortero. Su planta es trapezoidal, próxima al cuadrado. La charca de distribución de riegos, un elemento importante por diferentes motivos.

Esta charca tiene un agujero de comunicación con la balsa y, además, tres más. El que mira hacia el sur es el principal, porque riega un amplio grupo de huertos y era el beneficiario del 90% del agua. Dichos huertos se sitúan entre el camino que, desde la carretera Eivissa-Sant Joan, lleva a la parte N del poblado de Balàfia y hasta muy cerca de dicha carretera.

Son huertos que pertenecían –y en algunos casos todavía pertenecen- a casas del mismo poblado fortificado y, concretamente, a can Pere de na Bet, can Marès, can Bellmunt y can Fornàs. Otros dos agujeros, situados en la cara de levante de la charca, dan agua a los huertos de can Toni Mosson, can Martina y can Marc, mucho más pequeños en extensión y situados al norte de los anteriores. Así pues, en los últimos años, cuando el sistema todavía estaba en pleno rendimiento, regaban un total de siete propietarios.

Con independencia del sistema irrigado comentado antes, y que sin duda constituía una de las claves de la riqueza del lugar, otros vecinos, como los de can Rei, tenían derecho a agua para beber y otras pequeñas necesidades.

Delante de la fuente –últimamente, sobre el cimiento de uno de los muros oblicuos primitivos ya mencionados–, se sitúa una bella pila de piedra calcárea de perfil cónico. Es la pila de beber para animales.

Esta pila en realidad podría haber sido originalmente un molino de aceitunas –concretamente, el mortarium del que los latinos llamaron trapetum– de época tardo púnica o altimperial romana, reutilizado como pila, todavía que la realidad es que la piedra esta tan repicada y retocada que esta posibilidad, bien demostrada en muchos otros pozos y fuentes de Eivissa, resulta aquí mala de confirmar.

3. Datos históricos

Se trataba de un territorio con abundante agua y, por tanto, de una cierta riqueza y densidad de población.

Prueba de esta realidad fue, por ejemplo, la intención del paborde de Santa María de hacer allí la segunda iglesia del quartó de Santa Eulària, al cual pertenecía antiguamente este territorio. También cabe recordar como, incluso siendo un lugar relativamente lejano de la costa, diferentes incursiones de piratas en el siglo XVI llegaron hasta este lugar.

A día de hoy no es fácil decir cuando este nacimiento de agua natural fue dotada de una serie de elementos constructivos —afortunadamente, todavía bien conservados— de carácter artificial, ni como éstos pueden haber evolucionado en el tiempo.

Como es lógico –y habitual en casos parecidos– ninguno de los vecinos del entorno recuerda nada sobre las dichas construcciones y las tienen como a ‘obra de los moros’. En realidad, es casi seguro que en época medieval musulmana esta fuente ya era aprovechada para la organización de uno de los típicos sistemas irrigados andalusíes, porque justo al lado de ella, dos lugares, concretamente can Rei (núm. CVIII-4 en la carta arqueológica de las Pitiusas), a 40 m al NW, y can Toni Mosson (núm. CVIII-5), también a poca distancia al NW de la fuente, proporcionaron un suficiente número de cerámica islámica para poder afirmar la presencia de establecimientos rurales de esta época y cultura.

4. El estado actual de la fuente y de los elementos conexos. Estado de conservación

En el año 2000 el Consell Insular d’Eivissa i Formentera rehabilitó estos elementos, de manera que los muros conexos y la balsa fueron liberados de zarza que literalmente tapaba las estructuras hasta el punto de complicar mucho su simple visión.

La capilla de la fuente fue reparada, con mezcla de cal, de algunas fisuras menores, pintada de almagre por el interior, como era primitivamente, y blanqueada por el exterior, mientras que la cruz que la corona fue tratada con productos contra la carcoma. También una puerta metálica –muy contradictoria con el espíritu arquitectónico popular de la fuente– que cerraba la capilla fue retirada.

Además, un tramo de muro de piedra seca, al lado de la fuente, que había sido derribado para abrir un paso para máquinas, fue recompuesto en forma de esquina, siguiendo la misma técnica original.

En cuanto a la balsa, que estaba en un estado de conservación relativamente bueno, se refuerzaron las piedras de las hileras superiores. La placita delante la fuente fue parcialmente investigada con metodología arqueológica. Resultado de esto, fue la comprobación de que un empedrado regular, seguramente, nunca existió en este punto y, por otro lado, se detectó la presencia de los fundamentos de dos muros, de trayectoria oblicua, que iban a buscar la fuente. Estos muros fueron arrasados en un momento difícil de precisar, seguramente para configurar las estructuras de la fuente y otros elementos conexos tal como son todavía hoy.

La conservación de todos estos elementos sigue siendo muy buena. Se debe remarcar, sólo, que la zarza ha vuelto a invadir el sector de la balsa.

[... (Continúan los apartados "5. Justificación, figura y alcance de la declaración" y "6. Entorno de protección" que pueden leerse en el documento fuente.]

Enlaces:
Balearsculturaltour: Patrimonio cultural: Iglesia de Sant Llorenç de Balàfia
Balearsculturaltour: Patrimonio cultural: Balàfia. Arquitectura tradicional de Ibiza

Comentaris

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar