Alta mar

Contacto

Melia azedarach en calles del Ensanche de Palma

fabian | 24 Abril, 2008 14:34

El año pasado, el día 27 de abril puse una foto de un melia florido. Ese día había muerto Rostropovich y sólo cité estos árboles que proceden del Himalaya y que encontramos en algunas calles del Ensanche de Palma. Sus bolitas marrones, sus frutos, son una de sus características aunque no la única.

Cuentan que fue en el siglo XIX cuando se descubrieron no tanto para la jardinería de parques y jardines, sino para alineación urbana; pero en aquel entonces se extendió su plantación en África y América. En Palma no los encontramos en el centro de la ciudad, ni tampoco en los parques y jardines. Están en el Ensanche por lo que supongo debieron plantarse ya a partir de los años cuarenta del pasado siglo. Sería interesante que alguien escribiera la historia del urbanismo de Palma en relación a los árboles.

Melia azedarach
La flor y el fruto de los Melia azedarach

Árbol originario del Himalaya que puede alcanzar los 15 m de altura. Se ha extendido en las calles y jardines de todo el mundo, y también se planta en las cunetas de carreteras. Las hojas son compuestas con folíolos irregularmente dentados; las hojas se caen en invierno. Las flores son muy vistosas, de color lila con una corona que envuelve los estambres de un color violeta. Crecen en panículas grandes de más o menos 20 cm y aroma agradable. Los frutos son también muy característicos, tienen forma de pequeñas bolas de color amarillo-marrón. Es una planta con muchos usos medicinales y tradicionales, aunque se ha de tener precaución porque también es tóxica y es muy frecuente en las ciudades.

Herbario virtual del Mediterráneo Occidental: Melia azedarach L.

Melia azedarach
La cantidad de flores de sus copas dará lugar a una bonita lluvia de pétalos

A lo largo de la primavera se producen varias "lluvias florales". La primera ocurrió hace pocos días cuando florecían las palmeras: tanto ellas como los olmos dejaban caer una lluvia de elementos vegetales. La caída de los pequeños pétalos de los melia deja la calle alfombrada y, tras pasar bajo ellos, hay que sacudirse la ropa; con todo, es muy hermosa. Otra lluvia, en este caso amarilla, será cuando florezcan los tipuana.

Los melia, llamados también cinamomos ("melia" es el nombre griego de fresno), ofrecen una peculiaridad que me llama la atención. Cuando son jóvenes - como los que rodean el parque de Ses Fonts - presentan una corteza grisácea; pero cuando tienen más años, su corteza se oscurece y muestra múltiples grietas que me producen una sensación de fortaleza, sufrimiento y superación; para mí son cortezas que cuentan historias.

Melia azedarach
La corteza negruzca y agrietada de los Melia (en una calle de Es Fortí)

Incansablemente, día a día, alguna flor nace en las calles y parques de Palma en esta primavera.

Comentaris

melia azenarach

luis | 10/03/2012, 08:15

Bonitos árboles pero:
La suciedad que dejan cuando caen sus hojas debe ser contenida en sitios preparados para ello alejados de las propiedades privadas de los ciudadanos. Hasta aquí lógico verdad?
Desgraciadamente existe otra cuestión que debería hacerlo inviable en cualquier ciudad o espacio donde haya criaturas. Sus frutos son mortales en cantidad de 4 o 5 bolitas para un adulto (algo descartable ya que no creo que nadie en su sano juicio lo haga), pero para un niño, con la ingesta de una única bolita, el resultado es fatal.
Por favor, fuera de parques y jardines.

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar