Alta mar

Contacto

Día de las bibliotecas 2011

fabian | 24 Octubre, 2011 14:52

Día de las Bibliotecas. Cada sociedad utiliza sus bibliotecas según su tradición. En Palma, por lo que he visto, son espacios donde van ciudadanos con diversidad de objetivos, ya a leer la prensa, a estudiar, a buscar información para algún proyecto o investigación, a buscar algún libro para leer o algún medio audiovisual. Son espacios abiertos a los ciudadanos que buscan satisfacer en ellos alguna necesidad o conveniencia relacionada con la información.

Para la sociedad son espacios importantes, imprescindibles para la custodia y salvaguardia de los libros y otros documentos. Sus almacenes los guardan, debidamente clasificados, a la vez que los ciudadanos podemos acceder a ellos.

Tengo la impresión de que se habla poco de las bibliotecas, de las funciones que cumplen y de su articulación con la sociedad y, cuando se habla, se utilizan palabras de significado impreciso, como "cultura", palabra comodín que más bien disfraza el discurso.

Hoy día las bibliotecas son edificios - espacios - de relación individual persona - libro, con tanteos de relación comunal: grupo de personas interesadas por un tema o por una actividad. Esta vertiente social de la biblioteca me parece que es muy variable en una u otra biblioteca y que no está muy bien definida.

Habría que analizar los "espacios llamados culturales" de una sociedad (ciudad, población), sus definiciones, funciones y articulación. Escuelas o espacios para el aprendizaje - enseñanza oficial, espacios para la música (oírla y también realizarla), para el arte, para conferencias, etc. Entre ellos estarían las bibliotecas como lugar de encuentro entre la persona y el libro, resaltando el hecho individual, lo cual - pienso - es una característica muy especial que lo diferencia de otros espacios cuyas actividades están sujetas a un horario puntual; el concierto, la proyección, la clase, etc. es a tal hora, en punto. El libro de la biblioteca está para cuando yo llegue, en cualquier momento del amplio horario laboral.

El libro digital puede ser un tipo de documento más que las bibliotecas - espacio físico y virtual - ofrezcan. Estamos en los comienzos de este tipo de documentos y también vivimos los balbuceos iniciales de las "bibliotecas digitales o virtuales".

Si un paso importantísimo ha sido la realización de los Catálogos de las bibliotecas, ofreciéndolos a través de Internet, unificando los diversos catálogos en uno solo, de tal manera que en una consulta puedes saber en qué biblioteca se halla determinado libro y otro paso ha sido la posibilidad de que te acerquen el libro solicitado a la biblioteca más cercana - importante en las localidades de una o pocas bibliotecas -; es de esperar que no acabe aquí este movimiento que la Red permite.

cartel
Día de las Bibliotecas (Ministerio de Cultura; Biblioteca Joan Alcover de Palma)

Una de las ventajas del libro digitalizado es que puede ser enviado a través de la Red desde una biblioteca a cualquier otra del mundo; de modo que - en caso de que las bibliotecas tuvieran un buen sistema de digitalización -, un libro o revista existente úicamente en unas pocas bibliotecas, podría ser enviado al instante a cualquier otra biblioteca; pero esta idea es anacrónica ya que otra característica del mundo digital es la reproducción total. El libro no es enviado, sino reproducido cuantas veces se necesite y al momento. "Bajarse" un libro digital no es bajarlo, sino reproducirlo en el ordenador que lo solicita. Son libros clones; el original no desaparece ni se traslada, continúa en su lugar.

Un libro digital, cualquiera sea la empresa o institución que haya realizado la labor, presente en Internet, quizá debiera ser incorporado a los catálogos de las bibliotecas, pues basta facilitar el enlace. ¿Podría ser el concepto de "biblioteca universal" en la que estén involucradas todas las bibliotecas del mundo? Un libro de la biblioteca X, situada en cualquier lugar del mundo, es digitalizado y puesto en Internet. Aquí no hay fronteras, ¿no debiera ser incorporado en los catálogos de todas las bibliotecas, facilitando el acceso entre usuario de la biblioteca y el libro?

Yo no sé si alguna vez se ha tomado en consideración el tema de "equipamiento cultural" de una ciudad o población analizándolo en las relaciones de esos elementos. Supongo que se da por hecho el que haya escuelas, bibliotecas, teatros, cines, etc. ¿Pero se han estudiado y analizado las relaciones entre esos espacios dedicados a la cultura?

No sé bien qué se entiende aquí en Mallorca, por una "sociedad o ciudad de la información". A mí me llegan sobre todo anuncios: anuncio de un concierto, de una conferencia, de una exposición. Lo que no me llega es la conferencia, es decir, su contenido. Todos ellos están sujetos aún al "aquí y ahora" que el mundo físico impone. Sin embargo, el sábado pasado seguí en directo por TV el acto de los Premios Príncipes de Asturias en el otro extremo de España, en Oviedo. Y hoy tengo a mi disposición el Discurso de Leonard Cohen y es esperable que pronto estará en la propia web de los premios, tal como están los de los años pasados.

A mí me llegan anuncios, porque esta ciudad aún no ha pasado ese primer escalón de la información. Anuncios de conferencias sobre el rey Jaume II, sobre la Catedral. Pero no me llegan las conferencias, sólo los anuncios.

Puedo acceder al discurso de ayer de Leonard Cohen porque estos premios tienen una web ("web de referencia") que no sólo anuncia sino que informa.

Una "web de referencia" significa que una persona con un mínimo de sentido común sabrá, a través del Google, encontrarla y que en ella hay buena información. ¿Cómo buscaría, por ejemplo, libros que traten sobre Mallorca?, ¿qué palabras utilizaría, a qué web institucional podría acudir? No sabría contestar a esta pregunta porque no hay una "web de referencia" sobre la cultura de Mallorca, ni sobre los libros que se editan en Mallorca ni sobre los libros que tratan de Mallorca, cualquiera que sea su procedencia o lugar de publicación. Y es que las instituciones no han creado "webs de referencia" y las que utilizan, ya el Consell de Mallorca, ya el Ayuntamiento de Palma, sólo son de anuncios.

"Premios Ciudad de Palma", piensas que en la web del Ayuntamiento de Palma habrá información o, al menos, un enlace a alguna web que informe. Pues no, claro. Palma no es parte aún de la sociedad de la información. "Premios Mallorca", ¿habrá información en la web del Consell? Tampoco, claro. Todo lo más algún anuncio, nada más.

Las bibliotecas son guardanes de los libros. Es una de sus funciones principales o, quizás, la más básica de todas. Además de ser los depositarios de los libros, son las que nos han acercado sus catálogos, unificándolos y poniéndolos en Internet. Pero las bibliotecas no son las únicas instituciones o elementos de ese "equipamiento cultural" de la ciudad que tiene el libro como centro de su actividad o como elemento principal de información.

Parece como si cada elemento cultural fuera por su cuenta sin relación alguna con los demás, sin formar una red algo organizada o relacionada. Cada editor tiene su web; yo no sé cuáles ni cuántos son los editores en Baleares, pero no hay una información sobre las nuevas publicaciones. Si quisiera conocer qué libros se publicaron en Mallorca el año pasado, creo que me sería imposible o, al menos, no tengo ninguna referencia sobre cómo encontrar esa información.

Juan Perucho vino a Palma y pensó buscar alguna información sobre la historia y características de Palma. Entró en una librería y compró lo que encontró, dos facsímiles de hace dos siglos (del XIX). Tuvo suerte, encontró algo. ¿Qué encontraría hoy? ¿Y si se informara antes por Internet?, piensas. ¿Es posible encontrar esa información?

¿La UIB - otro equipamiento cultural - trata este tema? Ni equipamientos, ni consellerías ni culturas. Es un tema del que no se habla ni se trata. Tengo la impresión de que se habla poco de las bibliotecas, de las funciones que cumplen y de su articulación con la sociedad y, cuando se habla, se utilizan palabras de significado impreciso, como "cultura", palabra comodín que más bien disfraza el discurso.

Día de las Bibliotecas. Cada sociedad utiliza sus bibliotecas según su tradición. Convendría analizar a fondo el tema, pero no sólo de las bibliotecas sino de todo el contexto socio cultural en el día de hoy en que las máquinas fotográficas son bolígrafos, en que existe una Red que puede no sólo informar, sino también clonar libros (transportarlos, si quieres), en que la biblioteca más próxima no está en la esquina de mi calle, sino sobre mi mesa de estudio, en que algunas bibliotecas no sólo son parte del "equipamiento cultural" de una ciudad o población, sino que se extienden vía Red y a mí me llegan libros sobre Mallorca de las bibliotecas de varias partes del mundo (Google Books). Que sería importante que hubiera, bien explicada, una relación de libros básicos (bibliografía fundamental) sobre Palma, sobre Mallorca, sobre las Baleares y que todo esto estuviera al alcance y fuera conocido - web de referencia enlazada desde las webs institucionales -. Que quizás habría que modificar algunos conceptos exageradamente encasillados -libro-, lo que modificaría tal vez algunos equipamientos culturales físicos. En fin, sería conveniente comenzar a hablar en Palma sobre estos temas.

Comentaris

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar