Alta mar

Contacto

El vals del Año Nuevo

fabian | 01 Gener, 2007 19:37

Las joyas que muestran las mujeres en este concierto no son de bisutería. La sala está llena a rebosar pese a que las entradas tuvieron que ser encargadas con dos años de antelación. Magnífica la orquesta y el director, viejo zorro, tiene el don de agradar a músicos y espectadores.

Harry Potter se observa en el gran espejo. La enorme sala, vacía de muebles y ornamentos, ventanales barrocos llenos de luz, mantiene su abandono de tiempos. Sobre el suelo polsoso se levanta un amplio espejo y Harry , sentado frente a él, se observa durante horas. En su azogue aparecen una madre acariciadora y un padre sonriente. Es el mágico espejo de los deseos profundos.

Hoy te envío estas flores que mi mano
acaba de cortar recién abiertas,
que de no recogerlas hoy temprano
las habría encontrado el alba yertas.

Ellas recuerdan el destino humano,
porque tus gracias y bellezas ciertas
se agostarán en día no lejano
y estarán, pronto, como flores, muertas.

pavo real
En la exposición: La artesanía: un tesoro etnográfico en el convento

El público de la gran sala está ávido por participar, pese a que no suena aún la marcha Radezsky en que el director les pedirá que aúnen sus palmas al ritmo de la música. Pero he aquí que la partitura de esta obra pide murmullos y aplausos y abrazos del director al profesor solista que repite con variaciones malabaristas el tema principal. Todo está en la partitura pese a que el público pueda pensar que esos "¡oh!" admirativos y esos aplausos surgen improvisadamente ante la magia de la música.

Dumblerone se acerca al espejo en que Harry clava sus ojos. "Varios hombres - dice el director - se han vuelto locos de mirar ese espejo, Harry. Los deseos pueden cegar la visión de la realidad. Haré retirar hoy mismo ese espejo". Y Harry, con el espejo, pierde las caricias de su madre muerta.

Se va el tiempo, mi amiga... mas no es cierto:
somos nosotros, !ay! , los que nos vamos.
Ni de ti ni de mí quedará huella.

Y cuando tú estés muerta y yo esté muerto,
nada habrá de este amor de que hoy hablo
ámame, entonces, mientras eres bella.

Desapareció, como el espejo mágico de Harry Potter, el año 2006 y hoy nos encontramos con un nuevo espejo de los deseos. También desaparecieron las flores, las rosas de Ronsard (Envío de flores), que recuerdan el destino humano.

¿Pasa el tiempo? El poema es claro: "Se va el tiempo, mi amiga... mas no es cierto: somos nosotros, !ay! , los que nos vamos". Muchos hombres perdieron la razón ante el espejo de los deseos. Creemos, como el público del concierto, que actuamos improvisadamente ante el son de la música...

Hoy todo vale. Es Año Nuevo.

 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar