Alta mar

Contacto

La flor del olivo (la paciencia en fotografía)

fabian | 14 Maig, 2008 15:43

He ido hoy a los jardines de sa Quarentena, ya hacía un par de semanas que no pasaba por allí. Me he entretenido en observar los muros que lo separan del Paseo Marítimo: son muchas y muy variadas las plantas que cual enredaderas cuelgan desde gran altura. Incluso hojas de vid, debe ser una parra, pero las hojas de las distintas plantas se tapan unas a otras y sobre las hojas de la Lantana aparecen flores de un Senecio o de un rosal, una mezcla de hojas y colores. En la altura, un olivo florecido. Para quienes no estamos habituados a mirar las plantas nos pasaría desapercibido pues ya la distancia, ya la fuerte luz que aplana las figuras y, en mi caso particular, mis dificultades de la vista. Utilizar el zoom de la cámara ayuda un poco.

Olea europea
Olea europea en sa Quarentena

A veces es un pequeño cambio en el colorido el que indica la floración. Luego es la utilización de lentes como lupas que buscan algún detalle.

Olea europea

En el Herbario Virtual del Mediterráneo Occidental no está el olivo, pero sí el acebuche (ullastre). No hay mucha diferencia entre ellos salvo en el fruto; en tamaño, las hojas son más pequeñas.

No sé el motivo pero me han venido a la memoria recuerdos de algunos fotógrafos de cuando era niño: Vila, Bohigas y, especialmente, un familiar mío. De algunos me llamaban la atención sus estudios con antiguas fotografías, focos, cortinas y la cámara sobre un trípode. Mi familiar era sumamente cuidadoso en colocar el trípode: debía estar totalmente horizontal. La minuciosidad era una característica común a todos ellos: nos colocaban ante la cámara, encendían luces o focos, nos observaban el pelo y la ropa intentando descifrar las sombras; miraban repetidamente por el visor. Hacer una fotografía no era cuestión de un momento; los niños nos impacientábamos.

Olea europea

Yo no tengo esa paciencia ni esa minuciosidad. Para fotografiar flores y plantas habría que esperar durante todo el año un día, pues sólo hay un día en que la planta está en toda su magnificiencia; al día siguiente ya hay alguna florecita que está ajada o a la que se le ha caído algún pétalo. ¿Qué digo yo un día?, sólo unas horas, posiblemente unos minutos. Y además, la fotografía depende tanto de la luz y de la sombra y del viento.

Olea europea

"Y ahora, tras muchos minutos de preparación, estaos quietos un momento", nos decían los fotógrafos situados junto a la cámara y con el disparador entre los dedos. Y entonces sonreíamos esperando la luz de un flash o la salida tras la cámara de algún pajarito y procurando no pestañear. Luego la fotografía salía como salía pues, justamente en el momento del disparo, habías levantado la mano y te la habías colocado sobre un ojo cerrado.

Comentaris

Flor de la Paciencia

Kokon | 14/05/2008, 18:53

La relación entre la paciencia del fotógrafo y del fotografiado es muy buena y además la floración del olivo es también una excelente metáfora del tiempo que cambia. Arboles y comportamientos humanos muy interesante relación.Todo huye.

Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar