Alta mar

Contacto

Recuerdos a la moda

fabian | 06 Març, 2006 17:32

Día de los Oscars y de alguna manera se puede celebrar. Siete estatuíllas se llevó la película "El golpe" en 1974 y tanto la película como su música siguen siendo buenas, lo cual ya le empieza a dar cierta categoría de clásica.

El mundo del cine, como tantos otros, está sujeto a algo que llamamos "moda", que podría definirse como "gusto colectivo dominante". El buscón de la RAE me dice: Uso, modo o costumbre que está en boga durante algún tiempo, o en determinado país. Cuando ese país es el imperio, la moda se impone aparentemente en "quasi" todo el mundo y las grandes empresas y personajes se interesan por ese "quasi todo el mundo" en el que no suelo estar yo y acabo de tachar estas últimas palabras al darme cuenta que también participo en algunas modas tales como las de publicar en un blog, utilizar cámara digital y recoger música en un reproductor de mp3. Con ello indico que no estoy ni a favor ni en contra de muchas modas de las que no participo, pero también me doy cuenta que sí lo hago en otras. ¿O publicar una bitácora no es una moda? ¿O no por publicar una bitácora se participa en la moda de publicar una bitácora? Como veis, el pensamiento es incierto y poco seguro y plantea más interrogantes que aseveraciones.

playa

El tema de la moda tiene ribetes inquietantes. Yo me pregunto si soy yo mismo quien me conformo, doy forma y desarrollo, mi propio gusto o son otros quienes me lo forman haciéndome creer que es mi gusto. No estoy seguro de que el gusto sea algo principalmente intrínseco al individuo o es el grupo, la sociedad, quien conforma el gusto de las personas. No, aunque en un primer acercamiento a todos nos gusta pensar en que las personas y el mundo es bonito y que todo funciona bien, no es difícil darse cuenta que no es tan claro. Yo elijo - no diré por cuáles influencias - una novela; empiezo a leerla y, a las pocas páginas, no es sólo que el lector ha elegido, sino también que el escritor ha elegido ese tipo de lector que ha aceptado determinadas intrigas expuestas en las primeras páginas del libro. Otros habrá que abandonen la lectura de ese libro muy pronto porque el autor no les ha elegido (o no ha sabido captar su atención). Estos dirán que el libro no les gustaba, lo que quiere decir que no habían sido elegidos por el escritor.

El lenguaje, cuando no es progresista que llama a la madre y al padre "progenitor A" o quizás B - no sé cuál corresponde a uno u otro -; el lenguaje habitual no suele ser engañoso y el sujeto, quien realiza la acción, con el verbo gustar no soy yo, sino el objeto: "Me gusta ese libro", el sujeto, el facedor, es el libro y no yo. El libro realiza la acción de gustar como si fuera él quien me eligiera a mí y exhibiera sus galas y virtudes ante mi mirada.

Si del gusto no podemos decir claramente que nos es propio, ¿podemos decir que otros elementos lo son? Y pondré como elemento inquietante los recuerdos. ¿Nos son propios los recuerdos? ¿Hay recuerdos inducidos? Digo que recuerdo tal acontecimiento de mi infancia porque yo lo tengo en la memoria o porque diversas conversaciones con hermanos, amigos, etc. han conformado ese recuerdo y lo que llamo "recuerdo" no es el acontecimiento tal como ocurriera sino tal como fue comentado o narrado posteriormente por diversas personas.

¿No son hoy los medios quienes conforman nuestros recuerdos, nuestra memoria personal?

Comentaris

miquel

miquel | 06/03/2006, 21:03

aquí he agafat bons pops jo

BUF!

Angel Puigdelliure | 07/03/2006, 18:59

No sabes lo que me cuesta comprar ropa que me gusta, con las moditas en boga...
Afegeix un comentari
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar