Alta mar

Contacto

Els gegants de Alaró al Diari de l'Escola

fabian | 08 Novembre, 2006 07:51

En el suplemento Diari de l'Escola de hoy aparece la ficha dedicada a los gigantes de Alaró, Cabrit y Bassa, perteneciente a la serie Gegants de Mallorca de Pau Tomàs Ramis.

gigantes de Alaró
Los gigantes de Alaró en la Trobada de gegants de Sa Pobla del 2005

Imágenes de texto, ¿texto digital?

fabian | 07 Novembre, 2006 20:13

No me acostumbro a pasear solo. Margarita regresa a casa cansada y la tarde es demasiado corta, así que salgo pronto por la mañana y recorro callejones con el mar al fondo o me introduzco en portales por los que asoma algún jardín. El casco antiguo de la ciudad sufre una fiebre reconstructora y los antiguos caserones se convierten en edificios de pisos lujosísimos con fachadas de apariencia antigua. Camino solo, notando la ausencia de Margarita.

callejón
Cinco mástiles en la lejanía

Me siento ante el ordenador. Últimamente entro mucho en la Biblioteca de Prensa Histórica, especialmente en el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana. Una maravilla, aunque el hecho de que el texto no sea texto sino imagen me resulta algo molesto. Más que nada porque faltan enlaces que conduzcan a los artículos. Cada tomo tiene su índice, pero es poco practicable. Indica la página del tomo en que está, pero para llegar a ella hay que recorrer demasiadas imágenes y perder demasiado tiempo. Luego, cuando la encuentro, quisiera copiar fragmentos, lo que no es posible pues no es texto sino imagen. Es un mundo engañoso que parece texto y no lo es.

Estoy pensando que la manipulación de un texto es un conjunto de acciones necesarias para llegar a comprenderlo y estudiarlo. Yo marco los textos de los libros con señales en los márgenes para indicar que un fragmento es importante, pongo papelitos, a veces subrayo, muchas veces copio, pongo flechas que llevan a otras páginas ... Todo ello son operaciones, manipulaciones, mediante las cuales me hago mío el contenido del libro. Y me encuentro con imágenes de texto en las que no puedo seleccionar un fragmento o en las que tengo que teclear, volver a escribir, lo que desee guardar. No sé. Dicen que es la digitalización de los documentos. Yo creo que no llegan a ser digitales, sólo son fotografías de texto, pero no es texto digital.

Llucmajor
Llucmajor en el Mapa del Cardenal Despuig de 1785

Pasando imágenes de texto se me van las horas. Pienso que sería conveniente hacer unos índices con enlaces, pero esa faena me da pereza. La verdad es que sería muy útil y necesaria; máxime porque esos boletines son muy interesantes. Quien los hiciera haría una buena tarea. Debiera animarme, pero son muchos tomos y sería una tarea a muy largo plazo. Ya veré. No tengo la paciencia del bibliotecario ni del investigador.

Esta semana hay varios temas que se me quedan en el tintero. Uno es que se está celebrando la Semana de la Ciencia y la Tecnología en toda España. Tendría que proponerme en este tipo de celebraciones poner algo en esta bitácora, pero no tengo nada pensado. En Mallorca se homenajea a Odón de Buen y de Cos quien creó en Portopí el Instituto Español de Oceanografía. Yo ya publiqué en el año 2004 un artículo sobre él en Quaderns y también en otra bitácora que ha desparecido. La ciencia es una temática que tengo muy abandonada.

Declaración de BIC del Convento e iglesia de Santa Teresa de Jesús, Palma

fabian | 07 Novembre, 2006 10:30

RESOLUCIÓN de 3 de mayo de 2006, del Consell Insular de Mallorca (Illes Balears), referente a la declaración de bien de interés cultural a favor de la iglesia y convento de Santa Teresa de Jesús, Palma.

Fuente

Número BOE: 131/2006
Fecha publicación: 2/ 6/ 2006

convento
Convento de Santa Teresa de Jesús en la Rambla

 (Segueix)

Noticia sobre los gremios de Palma

fabian | 06 Novembre, 2006 17:42

He titulado este escrito anteponiendo la palabra "Noticia" porque el tema de los gremios es complejo y yo aquí sólo trataré de la información que, escrita por Jaime Luis Ramonell, fue publicada en el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana en los números 3 - de 10 de febrero de 1885, págs. 3 a 7 -; 5 - de 10 de marzo de 1885 , págs. 4 a 6 - y 8 - de 23 de abril de 1885, págs. 2 a 4-.

Así que indicada la fuente de información y recalcando que corresponde al año 1885, ya que el "hoy" del texto ha de entenderse que es el hoy de 1885, paso a la información cuya primera parte, fundamental, está escrita en un único párrafo, lo que era común en aquel siglo de largos párrafos, y que yo divido pues en él se encuentra la parte más importante del texto y que resume algunos rasgos básicos de lo que fueron los gremios.

Los gremios en Mallorca

Bajo el nombre con que encabezamos esta sucinta reseña histórica, estaban organizados todos los individuos de cada una de las diferentes profesiones, artes u oficios establecidos en esta ciudad y su término.

Cada uno de estos gremios tenía su casa propia con una sala para celebrar sus juntas o reuniones, y una capilla en que se veneraba al Santo que habían elegido por patrón, al cual dedicaban además todos los años una fiesta en alguna de las iglesias de Palma; y consideraban como una gran honra asistir en corporación a las procesiones que se verificaban en esta ciudad con sus respectivos pendones , y en la del Jueves Santo llevaban los "passos" en representación de la pasión y muerte de nuestro Señor Jesucristo.

El objeto principal de todas estas asociaciones era el sostenimiento de su profesión, mejorarla y tratar de asuntos relativos a sus propios intereses, con sujeción a ciertas ordenanzas o estatutos aprobados por la autoridad competente.

Para ingresar un individuo en el Gremio del oficio que ejercía, debía sujetarse antes a un riguroso examen, después de haber acreditado que tenía hecho el aprendizaje marcado por los estatutos, y aprobado que era por el tribunal nombrado al efecto, quedaba admitido y se le expedía el título de Maestro.

En el siglo XIII y a principios del XIV ya existían varios de estos gremios, formándose sucesivamente en los siglos posteriores todos los restantes, hasta el año 1835, en que quedaron totalmente disueltos; los cuales durante tan largo período de tiempo, no dejaron de sufrir diferentes vicisitudes y contratiempos; teniendo su mayor o menor importancia según la época más o menos calamitosa que atravesaban, y el consumo y exportación que se hacía al extranjero de sus artefactos.

Jaime Luis Ramonell: Los gremios en Mallorca (10 de febrero de 1885)

Estoy seguro que sobre los gremios se podría hablar muchísimo, pero el resumen que nos da Jaime Luis Ramonell me parece bueno, ya que toca lo importante: la formación para una profesión y los exámenes o pruebas para superar el grado de aprendiz. Aunque también hay aspectos muy importantes como son la educación y formación de los hijos, las posibilidades económicas y otras.

A continuación, en los tres boletines señalados, el autor va nombrando los principales gremios y, de cada uno de ellos, nos indica el año en que fueron aprobados sus estatutos, quién fue su Patrón y en qué iglesia estaba, dónde tenían su sede en Palma y, curioso, qué paso llevaban en la procesión del Jueves Santo. Y enlazo a estas páginas porque en ellas ya comenté la importancia que tuvieron los gremios en la procesión del Jueves, la processó de la Sang.

No puedo poner aquí todos los gremios de los que se trata en el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana, donde también aparecen varios datos muy curiosos, pero transcribiré algunos que darán muestra de su interés.

pastor molador
Imágenes sobre "oficios", baldosas pertenecientes al Museo Diocesano de Mallorca y publicadas en el libro Col·lecció de ceràmica del Museo Diocesà de Elvira González.

Molineros de agua y de viento.
Formaron un solo gremio en el año 1441 tomando por patrono a San Bernardo abad, honrándole en la iglesia del monasterio de la Real. Sala de reuniones en la plaza del "Pes de sa farina". En la procesión del Jueves Santo portaba el paso de San Pedro en el acto de cortar la oreja a Malcos.

Molineros de viento.
En 1636 los molineros de viento se separaron de los del agua y eligieron por patrono a S. Lorenzo mártir en la iglesia de los padres Agustinos. Sala de reuniones en la plaza del "Pes de sa farina". Su paso del Jueves Santo era la Degollación de los Santos Inocentes.

Sastres.
Ya existía en 1312, bajo la invocación de San Francisco de Asís en la iglesia de mismo nombre. Su paso de Jueves Santo era el Misterio de la Crucifixión. Su lugar de reunión estaba en la calle "Portería de Sant Domingo", hoy (1835) calle de Palacio.

Picapedreros.
Su patrón eran los Cuatro Santos Coronados que se veneraban en la iglesia de Santa Eulalia. Su paso era el Señor remitido a Herodes. Y se reunían en la calle de San Francisco de Asís esquina plaza Santa Eulalia.
(El retablo de los Cuatro Santos Coronados, de estilo dórico, fue proyectado por el maestro mallorquín fray Miguel de Petra y construído en yeso. Fue destruído (hace 18 años - 1885-) para construir la capilla de la Virgen de las Hijas de María y el retablo de los Sagrados Corazones. Quedó una lápida en la sepultura que dice: "Sepultura del Col·legi de Picapedres de l'any 1661" y dos escudos)

Hortelanos.
Ya existente este gremio en el siglo XV. Su patrona era Santa María Magdalena, venerada en su monasterio. En la procesión portaban el paso de Jesús vendados los ojos y golpeándole. Se reunían en la casa de la Huerta, calle de San Miguel.

Y así van pasando multitud de gremios: Manteros, Curtidores o Blanqueros, Cortantes, Pescadores, Pelaires, Zapateros, Herreros, Horneros, Esparteros, Tejedores de lana, Tejedores de lino, Soqueros, Alfareros, Carpinteros, Tiradores de carreta ("trajinés de garrot"), Marxandos, Mareantes, Sombrereros, Cuberos o toneleros, Terciopeleros, Corredores, Estibadores, Cereros y confiteros, Bordadores, Boticarios, Cirujanos, Escribanos y procuradores, Pintores y escultores, Cómicos, Basteros o albarderos, Plateros, Medidores de aceite, Cribadores, Tintoreros, Boneteros, Silleros, Especieros, Tenderos, Guanteros, Pasamaneros, Abogados, Cosedoras

"El día 21 de Junio de 1820 se publicó en Palma un bando en virtud del cual quedaron abolidos todos los gremios de Mallorca; en el año 1823 se restablecieron varios de ellos, y continuaron ejerciendo sus funciones hasta 1835 en que quedaron totalmente disueltos. Los estatutos de algunos de dichos gremios obran en el Archivo del antiguo reino de Mallorca, y los de otros en el de la Junta de Agricultura, Industria y Comercio de esta provincia."

Me ha parecido un texto curioso y, para quienes vivimos en Palma, puede que interesante ya que con él podemos conocer un poco más la ciudad.

 (Segueix)

Declaración de BIC del Monasterio de la Real, Palma

fabian | 06 Novembre, 2006 09:39

RESOLUCIÓN de 23 de febrero de 2006, del Consell Insular de Mallorca (Illes Balears), referente a la declaración de bien de interés cultural del Monasterio de la Real, Palma

Fuente

Número BOE: 83/2006
Fecha Publicación: 7/4/2006

 (Segueix)

Inicios del Cementerio de Palma

fabian | 03 Novembre, 2006 17:17

Ayer, día de los difuntos, comenzó a hacer fresco. Ya me puse camisa de manga larga y jersey y atravesé Palma para solucionar la entrega de unos papeles. Así que hoy ha sido la primera mañana de esta semana que, salvo el día festivo, he tenido libre, por lo que me he propuesto ir a Can Salas, la biblioteca pública, pero antes he buscado en el Catálogo bibliográfico (o catálogo BPE) algún libro sobre arquitectura cuyo título pudiera interesarme. No ha siddo difícil pues, de una larga lista, he elegido:

Catalina Cantarellas: La arquitectura mallorquina desde la Ilustración a la Restauración
Institut d'Estudis Baleàrics. Palma. 1981 ISBN 84-600-2504-7

A la biblioteca conviene ir ya con algún o algunos libros seleccionados y va muy bien hacerlo con tranquilidad en casa a través del Catálogo puesto en Internet.
Bueno, el libro es grueso y denso, por lo que lo primero era hojearlo, ver su índice... ¡Ah!, en sus páginas 131 a 135 había un tema desconocido por mí: los cementerios. "Anda - me he dicho - y yo que pensaba que siempre había existido el cementerio". Pues no. Los cementerios también tienen su historia y, posiblemente, compleja historia.

La historia de hoy comienza cuando en 1787 el rey Carlos III emite una disposición en la que señalaba la conveniencia y necesidad de abandonar la costumbre de efectuar enterramientos dentro de recintos sacros para la mejor higiene de las ciudades y pueblos. En un artículo reciente sobre las Cruces de piedra de Palma se indicaba que lo que hoy es la plaza de Santa Eulalia era el cementerio de esa parroquia. Y así ocurría con todas las parroquias. En Palma, además de los cementerios parroquiales, estaba el cementerio del "Camp Roig", que se hallaba detrás del Hospital General (La Sangre), en un terreno cedido por Mateo Roig en 1584 para los fallecidos en el hospital general y militar. Este cementerio desapareció en 1878 al ensanchar la Misericordia.

Bien, pues el Rey emite la orden y en Mallorca nadie le hace caso hasta que en 1804, el entonces obispo de Mallorca encarga a un arquitecto italiano llamado Jacinto Cocchi que busque extramuros un lugar apropiado para construir un cementerio para la ciudad. Y éste, selecciona un lugar llamado "Sa Punta" en las inmediaciones de la Puerta de Santa Catalina y realiza unos planos para ello.

Pero el Rey, a través de diferentes mandatos, exige que en ciudades y pueblos de España se construyan cementerios fuera de las poblaciones e impone determinadas medidas de salubridad. Así que, en Mallorca se crea una Junta para la construcción de cementerios. Y esta Junta, a comienzos de 1806, nombra al arquitecto Jacinto Cocchi comisionado para diseñar los planos y calcular el presupuesto de todos los cementerios de la isla por lo que Cocchi abandona momentáneamente los planos para el cementerio de Palma y pasa a ocuparse de todos los cementerios de la isla.

Pero el tema se complicó. Se perdieron los planos, no había acuerdo sobre la elección de terrenos ni sobre sus tasaciones y entonces la Junta decidió sólo ocuparse en principio del cementerio de Palma. También aquí la cuestión fue compleja ya que se discutió el lugar del emplazamiento. Parece ser que estuvieron indecisos ante dos, el de "Sa Punta", ya nombrado, y otro lugar llamado "cementerio de los apestados" que se había utilizado en 1652 y 1653 en una fuerte epidemia, a espaldas del Convento de Jesús. Decididos por este último, surgieron impedimentos arguyendo la posibilidad de peligros higiénicos al remover los antiguos enterramientos.

Campos
Campos en el Mapa de Mallorca del Cardenal Despuig (1785)

Al final fue elegido otro terreno llamado "Son Tritlo" ubicado en las cercanías del Convento de Jesús, terreno que reunía las condiciones requeridas y que fue comprado en diciembre de 1806 pese a las protestas de los habitantes de su entorno.

Los maestros albañiles Francisco Pizá y Pedro Lladó, de la villa de Valldemosa, se comprometieron a ejecutar la obra en el plazo de un año. Y en 1809 declararon que habían finalizado pese a que doce años después, en 1821, seguían reclamando los haberes no percibidos.

Los planos del arquitecto Jacinto Cocchi se perdieron y parece ser que las obras que realizaron no se ajustaron apenas a lo planificado. Posiblemente el proyecto de Cocchi tenía una planta cuadrangular o rectangular con una entrada monumental, galería porticada interior y capilla situada en el cuerpo posterior. Pese a ello, ni siquiera se nivelaron los terrenos, por lo que había tres niveles que posteriormente se enlazaron mediante escalinatas y sólo se realizó una simple valla exterior y la capilla en el terraplén superior.

El hecho está en que hubo un intento fallido en 1814 para continuar las obras del cementerio y otro en 1820, siendo eficaz este último y, por fin, en marzo de 1821, era bendecido el cementerio de la ciudad de Palma.

Hay que añadir que las tumbas se colocaron de manera anárquica y que pocos años más tarde, en la década de 1850, ya tuvo que ser ampliado, lo que hizo el arquitecto José Frontera.

La historia me ha interesado y me ha parecido válida para publicarla hoy, día 3 de noviembre.

Nota: El flash pertenece a After Life

 (Segueix)

Informe verimeso: simulación climática en Mallorca

fabian | 02 Novembre, 2006 15:16

La Capa Límite Atmosférica es la más cercana al suelo, a la superficie terrestre. En esta capa las medidas o parámetros climáticos son muy variables y no las suelen recoger los centros meteorológicos. Además, las medidas varían a corta distancia por diferentes motivos. Y, sin embargo, puede ser importante conocerla pues en ella se pueden producir nieblas que si coinciden con una transitada carretera puede originar accidentes, o, en caso de cultivos, puede una helada, llegar a matar o dificultar el crecimiento de una plantación.

En las islas, los valores de esta Capa Límite pueden verse modificados por la presencia marina (que producen fenómenos como las brisas) o de montañas, produciéndose los llamados vientos catabáticos, fenómeno que yo desconocía hasta que me he encontrado con un pdf en el que se trata de una simulación informática de alta resolución (un Km. horizontalmente y pocos metros de altura) hecho por un equipo de científicos investigadores de la Universidad de las islas y dirigido por el doctor Juan Cuxart del Departamento de Física, grupo Meteorología, realizado entre el 2003 y el 2006.

Es verdad que el tema es complejo - aunque el informe lo explique de manera muy clara -. Para realizar una simulación hay que conocer muy bien las variables que actúan. Y es éste el aspecto que, en principio, más me ha interesado; en especial, las térmicas, la inversión que se produce por la noche y lo de los vientos catabáticos, todos ellos variables básicas que yo debiera haber estudiado en el Bachillerato, pero que probablemente no eran parte del currículo tal vez porque entonces se desconocía.

Bien, así que recojo aquí fragmentos sobre esas variables que me interesan y, como hay muchísima información interesante, animo a leerse todo el informe llamado verimeso (pdf).

Clima de día, clima de noche

En ausencia de fenómenos meteorológicos significativos, como el paso de un frente, tormentas o vientos de gran intensidad, la meteorología de una zona determinada es gobernada por el llamado ciclo diurno. Al salir el Sol, la tierra empieza a calentarse y, ésta a su vez, calienta el aire situado inmediatamente encima de ella. Paulatinamente desaparece la capa de aire frío que se forma durante la noche y se establece un régimen de convección. Los ascensos de aire caliente superficial (térmicas), dependiendo de la intensidad del calentamiento, suelen alcanzar una altura de entre 1 (invierno) y 3 kilómetros (verano). Este sistema de térmicas se mantiene durante todo el día, mientras persiste la insolación. Por encima de las térmicas, y si hay suficiente humedad, pueden formarse nubes de tipo "Cúmulus" que son frecuentes en el centro de las islas en los días de verano.

verimeso
Mapa que aparece en el informe

Cuando se pone el Sol, el calentamiento de la capa de aire situada sobre el suelo cesa y las térmicas desaparecen. La tierra y el aire con el que está en contacto se enfrían y emiten radiación hacia el espacio. Sin embargo, la tierra lo hace más rápidamente y el aire más frío - por conducción desde el suelo - se acumula sobre la superficie, creándose una zona de inversión de un espesor de entre 30 y 90 metros en la que aumenta la temperatura con la altura. La temperatura puede descender más de diez grados en el transcurso de la noche, dando lugar, entre otoño y primavera, a heladas y nieblas en los puntos donde ese descenso de temperatura es más acusado. Resulta evidente, entonces, el impacto social y económico de estos fenómenos nocturnos, que afectan a la agricultura (heladas), a la seguridad en el transporte (niebla) y al consumo energético (frío intenso).

Este ciclo diurno descrito tiene lugar en cualquier lugar del mundo, pero resulta modificado por las circunstancias locales, especialmente el relieve orográfico, los usos del terreno o la proximidad del mar. Si existen variaciones espaciales en los usos del terreno, como por ejemplo zonas irrigadas cerca de zonas sin irrigación, el enfriamiento o el calentamiento de cada zona será diferente y se crearán circulaciones de aire entre ambas áreas. Lo dicho se hace especialmente evidente en áreas próximas al mar, o a grandes lagos. El agua casi mantiene inalterable su temperatura durante un ciclo diurno, mientras que la temperatura de la tierra presenta grandes oscilaciones. Estas diferencias provocan que de día se establezcan brisas de mar hacia tierra y de noche de tierra hacia el mar.

Si, además, la zona de estudio tiene un relieve significativo, de día las vertientes de las cordilleras pueden calentarse más que las valles y forzar la convección sobre las montañas; mientras que de noche, el aire se enfría más rápidamente en las pendientes y cae hasta los valles (vientos catabáticos) donde se acumula junto con el aire que se enfría localmente. Obviamente las circulaciones que se establezcan en una zona determinada en condiciones de buen tiempo -tiempo dominado por la presencia de un anticiclón, con vientos débiles y sin nubosidad quedarán determinadas por las características locales de la zona, muy especialmente por su configuración orográfica y por la presencia o ausencia del mar o lagos.

verimeso: El clima nocturno en Mallorca, o como comprender la complejidad a través de una simulación (pdf)

Sa Pobla
Sa Pobla en el Mapa de Mallorca del Cardenal Despuig (1785)


Primera serie

El informe, de 12 páginas, presenta los siguientes apartados:

  1. Introducción
  2. Clima de día, clima de noche
  3. ¿Por qué un modelo de simulación?
  4. El clima nocturno en Mallorca
  5. Los resultados de la simulación
  6. El problema de la verificación

Un trabajo muy interesante con una explicación muy buena puesta a disposición de los ciudadanos, lo cual es de agradecer.

 (Segueix)

Octubre 2006 con el Google analytics

fabian | 01 Novembre, 2006 17:59

Este mes pasado ha sido el primero en que he estado suscrito al Google Analytics.

La verdad es que lo he mirado con cierto escepticismo y, al principio, sin entenderlo bien. Temo que aún no lo entiendo del todo y que aún sólo tengo cierto conocimiento somero. También es cierto que no entro mucho y lo exploro muy poco.

A mí me gustaba que me dieran una cifra, la total; con ello me bastaba. Y yo, a comienzos de cada mes la apuntaba y le restaba la cantidad del mes anterior. Con ello sabía el número de visitas mensual y el total. Así, el 15 de septiembre pasado, me daba un total de 326.294 visitas para Alta mar y 768.008 visitas en Quaderns. Pero esas cuentas se acabaron con el cambio de sistema de las bitácoras y ahora hay que empezar de nuevo.

Así que hoy, dia 1 de noviembre, he marcado en el calendario del Google Analytics las fechas inicial y final de octubre y me dice que Alta mar ha tenido un total de 20.122 páginas vistas, que el tiempo medio que los visitantes han estado en una página ha sido de 1:32, que el porcentaje de abandono (concepto que no acabo de aclarar) es del 55,29% y, por último, que he obtenido 0 euros de ingresos.

El Google Analytics proporciona muchísima información, ya sobre el número de visitas a cada página o la procedendia de las visitas marcándolo con un puntito amarillo sobre un mapa verde. Al poner el cursor sobre el puntito te indica en un rectangulito amarillo: Terrasa: 4, lo que significa que 4 visitas han sido desde esa localidad. Cuantas más visitas desde la misma localidad, mayor es el circulito. Lo malo es que cuando los circulitos están muy cercanos se tapan unos a otros y no hay manera de atinar con el cursor para recorrerlos.

estadísticas octubre

La opción de "Contenido por títulos" indica el número de visitas de cada página. Aquí hay un problema pues si un artículo está en la portada, lo cuenta como visita a la portada (6.563) y no al artículo. Hay un artículo que ha recibido más de 800 visitas (Google Académico: el Google escolar en Español); otro con más de 400 (El mapamundi de Abraham y Jafuda Cresques (1375)); con más de 300, el de Embarcaciones antiguas; con más de 200, el de Colores del otoño y, con más de 100 hay 11, entre los que se encuentran varios sobre los planos de Palma, el de Gaspar Bennazar, y varios sobre mapas.

Que hayan recibido una o cero visitas no los he contado, pero son mogollón.

Yo no sé, pero si me atuviera al espíritu que parece dominante hoy día basado en la eficacia, y midiera ésta por el parámetro de número de visitas, probablemente debería abandonar la bitácora. Pero para mí la eficacia no está en el número de visitas, parámetro que si es potable (¿qué significará esta expresión?) puede alegrar pero sólo poquito. La eficacia yo no la baso en el número de visitas sino en otros valores, como lo que me exige investigar, buscar, escribir, fotografiar, aprender. Claro que todos estos valores no tienen parámetros que llamamos objetivables - aunque sí subjetivos, sentidos, sensibles en el fuero interno - y, por tanto, no serían válidos para el concepto de eficacia actual.

Lo explicaré con un ejemplo. En Quaderns, el artículo que tiene mayor número de visitas (parámetro cuantificable) es uno que simplemente enlaza a una web con la pregunta ¿Conoces el significado de tu nombre?. Pues esta página supera ella sola las 7000 visitas este mes y está cercana a haber sido visitada unas 300.000 veces con cerca de mil comentarios. Pues, sinceramente, para mí que no me dicen nada esas estadísticas y que me satisfacen muchísimo más otros artículos que hablan de mapas, de planos, de poemas o mil cosas. Para mí han sido más eficaces muchas otras páginas que no esa tan visitada. Así que los valores como la eficacia son muy subjetivos por mucho que se arguyan parámetros numéricos, parámetros inservibles para abarcar o medir valores.

Hay otro punto del Google Analytics que me parece interesante y que se observa en la parte superior derecha de la imagen, donde pone "Exportar" en texto y en XML. Los datos se pueden recoger y, en caso de interesar y saber cómo hacerlo, publicar leyéndolos de un archivo de texto o un XML.

Siendo muy bueno el Google Analytics, hay tres puntos que no me acaban de convencer. El primero es que los datos no son los del momento, sino de varias horas antes. El segundo se refiere a la última hora del día que no sólo no aparece varias horas después, sino varias decenas de horas más tarde. Y el tercero es que en los archivos exportables no están los totales que sí aparecen en sus páginas web. Pero, bueno, es cuestión de amoldarse y utilizar un cuaderno o un artículo de la bitácora para anotarlos, que es lo que hoy he hecho aquí.

En las bibliotecas no basta un cuaderno

fabian | 31 Octubre, 2006 19:43

Días en que tengo que recoger papeles de una oficina y entregarlos en otras. Unas lejos del centro y otras en el centro. Calor y, de andar mucho en plena mañana, sudor. Luego, en casa, ventanas abiertas deseando que pase un poco el aire, exploro la Biblioteca virtual de prensa histórica y me quedo allí pasando páginas y páginas. Mis recuerdos me llevan a días entre antiguos periódicos, polvorientos y amarillos que exigían gran cuidado al pasar sus páginas pues se rompían con enorme facilidad. ¿Tienen los documentos antiguos como un valor añadido? Parece que lo que queda de hace un siglo debiera ser sólo lo importante, aquello que ya ha pasado varios filtros. Pero no. La digitalización de documentos debe no querer introducirse en el difícil y comprometido tema de la selección y nos lo deja a nosotros.


Luces de navidad en mangas cortas

Así que voy recorriendo las páginas digitalizadas de una revista, de un boletín, de 1885. La verdad es que es un boletín escrito por gente muy selecta, posiblemente quienes más conocían los temas, generalmente de tipo local. Y yo sigo estupefacto sus palabras, sabias y conocedoras. Gracias que nos las dejaron. Posiblemente los hoy más entendidos sobre la ciudad y la isla han recorrido estas páginas - en papel - y las guardan como un tesoro que se transmite de padres a hijos en la gran biblioteca familiar.

Hoy yo recorro esas páginas - ahora en forma de imágenes - a través del ordenador ya que las bibliotecas públicas han tenido el gran acierto de digitalizarlas y ponerlas en Red. Intento seleccionar los temas y las páginas. Son muchos los boletines que editaron ese año, dos mensuales. ¡Y están todos los ejemplares desde 1885 a 1920! Luego, los elegidos, tengo que pasarlos a texto puesto que son imágenes.Por ahora los copio: leo y escribo. Posiblemente pueda transformarlos mediante un OCB (¿es así?), pero ya lo miraré más adelante. Todo esto exige mucho tiempo.

Palma, dibujo
Palma en el Mapa del Cardenal Despuig (ver grande)

Mientras, se me van retardando algunos trabajos, como el de publicar estas viñetas, provenientes también de una biblioteca pública on line.

Muchas veces me he preguntado a mí mismo para qué me serviría una bitácora. Y es verdad que se puede utilizar con un sinfín de intenciones. Pero, siendo todas válidas, una importante es para estudiar y aprender. Yo me imagino repasando esos boletines de hace más de un siglo y recogiendo apuntes en un cuaderno. Luego el cuaderno queda en una estantería y ya está. No, no es un cuaderno lo que hay que utilizar, o al menos no sólo es un cuaderno.

Sóller
Sóller

Lluc
Lluc

Bañalbufar
Banyalbufar

Muro
Muro

Santa María
Santa María

Buñola
Bunyola

Puigpuñent
Puigpunyent

Calvià
Calvià

Primera serie de viñetas del Mapa del Cardenal Despuig (1785)

No basta un cuaderno, también son precisas una cámara y una bitácora. Los encuentros interesantes hay que dejarlos anotados en la bitácora. En ella hay que poner los mapas, los dibujos, las imágenes, los textos y los enlaces que uno encuentra interesantes. No pueden quedar sólo anotados en un cuaderno que luego queda perdido en alguna estantería.

Bartolomé Ferrá: Cruces de piedra de Palma

fabian | 31 Octubre, 2006 16:52

No puedo dejar este escrito para futuros días ya que está muy relacionado con el de ayer: Bartolomé Ferrá: Cruces de piedra (I) 1885 y aparece en el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana, en el nº 4 de 1885, correspondiente al 25 de febrero de 1885. Trata sobre las cruces de piedra, llamadas "creus de terme" del municipio de Palma.

Ya dije ayer que no sé cuántas hay y que sólo conocía dos. Posiblemente ahora sólo queden tres más una cuarta recientemente destrozada. Siento no disponer de fotografías de todas ellas.

En la plaza de Santa Eulalia hay tres esculturas de mujer, las tres hermanas: Aurora, Meridies y Vesper, del escultor Antoni Font Mas. Pregunté a bastante gente si las conocía y la respuesta dejó patente su desconocimiento. Hay también un ángel y un reloj de sol (ver Paseo por la ciudad) con el lema "Cada hora fer, la darrera mata". Pero también hay una cruz en la esquina con la calle Morey. Bien, nos lo contará Bartolomé Ferrá y Perelló:

Cruces de piedra: Palma y su término

1ª En el centro del antiguo cementerio de la parroquia de Santa Eulalia, que ocupaba gran parte de la plaza de este nombre o tal vez en esta misma plaza, se levantaba una cruz de piedra y, según tradición, es la misma que hoy se ve colocada sobre una repisa angular de la casa que forma esquina con dicha plaza y la calle de Morey. Con este motivo, dijo el Sr. Guasp (pág. 32 T. II de la Revista Balear) hay quien cree que esta calle se llamó de la Cruz en su parte superior.

Cruz de piedra
En la plaza Santa Eulalia, esquina Morey

2ª En la parte exterior de la Puerta del Campo, sobre la explanada del baluarte, existe una cruz construída hacia el año 1864 por disposición de D. Estanislao L. Piñano, ex colegial y lulista, si mal no recordamos durante su ocupación de la alcaldía de Palma. La columna es antigua y muy deteriorada.

3ª Adosada al borde del muro que, cerrando el foso, sostiene el camino de ronda, entre las puertas S. Antonio y Pintada, existe una cruz sobre una columna que en vez de capitel muestra una cartela con esta inscripción: "Murió de aquí despeñado a cavallo D. Iusepe de Torres Virey. Año 1645". [Esta cruz se encuentra en el Museo del Castillo de Bellver]

óleo de la ciudad de Palma
Una cruz en el foso del baluarte de Zanoguera, próximo a la Porta Pintada ( Ver: Óleo Palma 1648)

4ª Fija sobre uno de los ángulos que formaban las tapias de cerramiento del cuadro, que debió ser antiguo cementerio, junto al oratorio de S. Magín, existía un fragmento de cruz. Es de suponer que procedía de algún antiguo humilladero, levantado en el mismo cementerio o en la salida del suburbio que formaba el antiguo arrabal.

5ª En el extremo superior de la rampa que conduce al Convento de Jesús. extra-muros, existió una cruz de piedra, que, según nuestros informes, no pertenecía al Vía Crucis, allí señalado con otro género de cruces.

6ª En el sitio en donde se bifurca el camino que se dirige a Establiments, frente la casa del llamado "Hort de sa Creu", existió otra, al pie de un viejo almez, cuya base recordamos haber visto.

7ª Junto al camino de Valldemosa, y en el empalme del que conduce al exconvento de la Real, existe una cruz de piedra viva, de no muy antigua construcción, la más atrevida de cuantas conocemos por lo delgado de sus formas. Se ve algo desplomada, y bien merece que se atienda a su conservación. [Creo que esta cruz aún existe, aunque no la conozco]

8ª Junto al llamado "Hostal de sa Creu", lindante con la carretera de Inca, y a unos 2 kilómetros de nuestra ciudad, existió una cruz, cuya base no hace muchos años aún, rodaba por el suelo.

9ª En frente del derribado Oratorio de Ntra. Señora de la Soledad, próxima a la bifurcación de la carretera de Manacor con el camino viejo de Sineu, existió una cruz, cuya colocación debía ser contemporánea del convento de Mínimos allí primeramente establecido. Aún se conserva la base.

10ª En un chaflán de la encrucijada que forman los caminos de Lluchmayor y del Portixol, lindante con la pieza de tierra llamada "ses finestres verdes", existió una cruz de la que se veían vestigios no hace muchos años.

11ª En las costas de Algaida, junto al predio "Xorrigo", existe una cruz de modesta y reciente construcción. Es de suponer que antes existió otra allí mismo, puesto que marca la divisoria entre el término municipal de Palma y el de aquel pueblo. [No estoy seguro que sea de esta cruz de la que habla Jordi Bayona que ha sido destruida por un camión]

12ª Por último; en el pequeño patio del convento de S. Jerónimo de Palma, destinado a sepelios, existe una cruz sobre su correspondiente columnita, de la época del Renacimiento.

Estas son las de cuya existencia hemos tenido noticia.

Bartolomé Ferrá y Perelló.

En el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana, en el nº 4 de 1885.

Cruz de piedra
En Lluc

En sucesivos números del Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana, Bartolomé Ferrá trata las cruces de piedra de varias localidades de Mallorca gracias a la participación de asociados o de otras personas. Así, en el número 9 (mayo 1885) trata las de Alcudia, Alaró, Andraix y Artá; en el número 14 (agosto 1885), las de Algaida, Biniamar, Binisalem y Buñola (pág. 6); en el número 19 (octubre 1885), las de Manacor; en el número 21 (noviembre 1885), las de Calviá e Inca y ya en el número 22, también de noviembre de 1885, las de Llummayor, Llorito, Sansellas (sic).

 (Segueix)

Bartolomé Ferrá: Cruces de piedra (I) 1885

fabian | 30 Octubre, 2006 17:26

Yo no sé cuántas cruces de piedra, llamadas "creus de terme", puede haber en Mallorca, pero deben ser bastantes. ¿Y en Palma? Yo conozco la de la Porta des Camp y la que hay en la plaza Santa Eulalia, esquina con la calle Morey; aunque no estoy seguro de que ésta sea una cruz de término. Antiguamente había una en las avenidas, que supongo que es la existente en en la Porta des Camp y no sé si había alguna más cerca de Les Quatre Campanes. No sé. Habría que hacer, como han hecho en Aragón, un pdf con todas las cruces.

Lo célebre es que el texto que hoy presento ya tiene esta idea de recoger imágenes de estas cruces de piedra y sus historias y, ya en 1885, pide la ayuda a sus asociados para hacerla.

Pero mejor será empezar explicando la forma cómo he llegado a este tema. Ya hace varios meses que puse un enlace a la Biblioteca virtual de prensa histórica. En aquel tiempo pensé que era interesante poder recoger los índices y los artículos que me parecieran curiosos. Claro que los textos en esa biblioteca son imágenes que, aunque se puedan bajar, no permiten copiar fragmentos. Hoy he vuelto a visitarla y me he ido al listado de Illes Balears, donde he seleccionado el Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana (Palma de Mallorca. 1885) y he comenzado por su número uno, de enero de 1885, donde se encuentra el siguiente índice:

Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana, núm. 1. (10/01/1885)

  1. A nuestros consorcios, por La Redacción. (pág. 15)
  2. Nuestra historia: Exposición, Decreto de aprobación, Bases para la formación del museo (págs. 16 y 17).
  3. Cruces de piedra (I), por D. Bartolomé Ferrá (págs 18 y 21).
  4. Lapidaria, por F. (Inscripción sobre una casita en el Pto. Alcudia) (pág. 21)
  5. Visita al castillo de Bellver, por A. (pág. 22)
  6. Sección de noticias (en número de 14) (pág. 22 a 24)
  7. Sección de anuncios (pág. 24)
  8. Lámina I. Cruz humilladero de piedra en Santa María, dibujo de D. B. Ferrá.(pág. 19)

He elegido el artículo de Bartolomé Ferrá y Perelló sobre las "creus de terme" o las "cruces de piedra". Es una primera parte. Me ha interesado no sólo por su temática, sino también por su vocabulario, sus expresiones y su estructura ya que comienza con un intento de historia ...

cruz
Cruz de sa Porta des Camp en Palma

Bartolomé Ferrá y Perelló: Cruces de piedra

Quizás en ninguna comarca se hayan levantado tantas cruces de piedra sobre pilares aislados como en nuestra patria, pues no sólo estos pequeños monumentos, debidos a la piedad de nuestros antepasados cristianos, sirvieron para fijar las divisorias de los términos junto a los caminos, sino también para indicar los principales centros, avenidas e ingresos de las poblaciones y monasterios.

Si nos remontamos a investigar el origen de tales cruces, propiamente llamadas en España Humilladeros porque los viandantes, haciendo alto a su pie, solían rezar alguna plegaria, hallaríamos que las más antiguas debieron ser las que, en los primeros siglos del cristianismo, se colocaron sobre las piedras bamboleantes de los pueblos druidas, al intento de sustituir las supersticiones paganas con las doctrinas del Evangelio y la creencia en el misterio de nuestra Redención.

Más adelante se levantaron de nueva planta en las encrucijadas y puntos de confluencia de las vías públicas, cubriéndolas de tejadillos que, al par que defendían aquellas benditas imágenes contra la intemperie, ofrecían sombra y descanso en sus gradas a los vecinos y labradores comarcanos, y, de noche, tal vez servían de refugio a los pobres pasageros (sic) sorprendidos por las tempestades. Pertenecientes a esta clase recordamos haber visto la titulada Creu cuberta en las cercanías de la ciudad de Valencia, y el pedestal y techumbre de la que indudablemente existió, inmediata a la de Marsella, junto al camino que conduce al Santuario de la Virgen de la Guardia. En Mallorca tan sólo conocemos la situada frente la Curia des Compte en Sóller.

No dejan de encontrarse en Francia, especialmente en sus antiguos camposantos, si bien las mejores, citadas y grabadas por Violet-le-Duc y por M.A. de Caumont desaparecieron a últimos del siglo pasado.

Cruz de término
Cruz de sa Porta des Camp (Palma)

La disposición constantemente adoptada en nuestra isla consiste en una gradinata de planta octogonal, raras veces circular, en cuyo centro superior se levanta una columna prismática también octogonal de unos 25 centímetros de diámetro por unos 2,50 metros de altura, inclusos la base y capitel. Éste suele mostrar su tambor revestido con tantas estatuitas como hornacinas o facetas forman su contorno, si bien una de éstas lo ocupa el escudo de armas correspondiente a la villa en que radica o al gremio o familia que costeó su erección.

Surmonta dicho capitel la cruz de airosos perfiles, más o menos filigranada, con el Cristo enclavado, y en los cuatro medallones se ven las imágenes acurrucadas de la Virgen y de San Juan, a derecha e izquierda; la de la Magdalena en el inferior y el pelícano en el superior. Llena el reverso la imagen de la Virgen con el Niño, de pie sobre una repisa, circuida por otros tantos medallones con los emblemas de los cuatro Evangelistas.

Algunos ejemplares conocemos de estilo ojival terciario que son modelos muy notables, dignos por todos conceptos de ser restaurados y conservados; únicas muestras del Arte religioso que en algunos pueblos han resistido a la acción del tiempo y al inconsiderado afán de modernizarlo todo. Sin que pretendamos rebajar el mérito de las que existen en Cataluña, a juzgar por las que vemos reproducidas en las Memorias de la Associació Catalanista d'excursions científicas (sic) no vacilamos en asegurar que la generalidad de las existentes en Mallorca, si no las aventajan en valor arqueológico, son mucho más importantes como obras artísticas.

Las que en el orden cronológico siguen a las mencionadas son las erigidas durante el Renacimiento que, aun cuando conservan igual forma de conjunto, muestran en sus detalles la influencia de la moda italiana. Sus capiteles afectando cimborios con cubierta de pizarra, en vez de las almenillas que caracterizaban las composiciones de la Edad Media, los follages (sic) de tímida y convencional factura decorando los brazos y el barroquismo de las imágenes esculturadas que suelen reducirse a las del Cristo y de la Virgen, demuestran el escaso ingenio y la decadencia que se reflejaba en aquellos monumentos al par de los retablos y portadas de nuestros templos.

cruz
Imagen del Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana nº 1

Por último: los pocos ejemplares que a fines del siglo pasado y durante el corriente se han construído, casi todos en sustitución de otros que habían desaparecido, con sus formas en extremo simplificadas y tal cual vez con más pretensiones que buen éxito, demuestran la falta de recursos y el mal gusto que ha presidido su erección. Sin que por esto dejemos de reconocer, en justicia, la buena voluntad de las personas que han ofrecido sus limosnas, y las dificultades por parte de los escultores rutinarios de tallar ricas piezas a cambio de retribuciones muy escatimadas.

Sin ánimo de emprender un estudio completo sobre esta clase de monumentos populares, conocidos en Mallorca bajo el nombre de Creus de terme, terminaremos nuestras observaciones dirigiéndolas muy especialmente a los Rdos. Cura-párrocos de los pueblos, a los magníficos Ayuntamientos de los mismos y a nuestros consocios corresponsales, recomendándoles su conservación, bajo el doble motivo de ser símbolos de nuestras santas creencias, y joyas del Arte que honran a los pueblos en cuyos recintos y términos existen levantadas.

De entre las varias que, durante nuestras excursiones por la isla, hemos tenido ocasión de trasladar a nuestro álbum, reproducimos en la adjunta lámina la que nos ha parecido más interesante. Y, como apéndice a este limitado trabajo, más adelante insertaremos la relación de las que sabemos existen en Mallorca, agradeciendo a nuestros amigos responsables de los pueblos los datos y noticias que, para completarla se hayan dignado suministrarnos.

Palma, 1º Enero de 1885

Bartolomé Ferrá y Perelló

Pues no está nada mal. Veo que en el número 4, correspondiente a febrero de 1885, continúa una segunda parte que si puedo transcribiré.

Luego he buscado por Internet. He escrito en el Google "creu de terme" y, entre muchísimas catalanas, en las 15 primeras páginas del Google, aparecen nombradas algunas mallorquinas como la de Algaida, de la Colònia de Sant Pere, la de Sineu, Jordi Bayona que entona un réquiem por la que hubo en les costes den Xorrigó, de Capdepera. Posiblemente haya más. Pero no hay muchas imágenes y las que hay son pequeñas. Además sólo se citan, sin contar su historia.

Bien, ya veré cómo sigue el tema en las páginas del Boletín de la Sociedad Arqueológica Luliana.

 (Segueix)

Contar con los dedos en la informática de imágenes

fabian | 27 Octubre, 2006 18:58

Mi aprendizaje de informática (y de otras materias) ha sido por experiencia, vía ensayo y error. Desde unas teclas que pulso con dos dedos - no he aprendido mecanografía - hasta utilizar programas informáticos en un porcentaje bajísimo de sus posibilidades. Aún con ello intento defenderme tal como hoy con un programa de tratamiento de imágenes, programa que utilizo prácticamente sólo para reducir tamaños o pasarlas de algún tipo (tif, gif, png) a jpg y rebajar su calidad para que "pesen" lo menos posible.

mapa Despuig
Mapa de Mallorca del cardenal Despuig de 1785

Este mapa se encuentra en cuatro fragmentos en la Biblioteca Digital Hispánica. Cada cuarto está en alta calidad, tipo tif y ocupa más de 20 megas. Tarda cada parte más de diez minutos en bajar. Hoy me he bajado la parte que me faltaba y después he intentado recomponer todo el mapa. He reducido el tamaño de cada parte y, sobre un canvas nuevo he ido pegando los cuatro fragmentos. Dos estaban invertidos como si se vieran por la parte de atrás; he buscado la manera de girarlos y los he recompuesto. Pero, ya puede verse en la imagen que todo parece un pegote.

Mi intención era, y es, ir recortando las viñetas cercanas a los bordes para ir publicándolas en esta bitácora. Puede verse que son muchas. Yo empecé por el cuarto inferior izquierda y creo que con la de hoy ya serán ocho. Yo noto que ese cuarto no guarda bien la horizontalidad, por lo que intento girarla un poquito, pero soy muy poco hábil y siempre sale algo torcida.

Calvià
Calvià en el Mapa de Mallorca del cardenal Despuig de 1764

Las imágenes me parecen bonitas y me gustaría llegar a ponerlas todas pese a que no será posible. El corte por la mitad vertical recorta en dos partes las dos viñetas inferior y superior. Yo no me veo capaz de recomponerlas. Por otra parte, en la zona superior izquierda se encuentran zonas blanquecinas con muy poco contraste. Intentaré algo, pero debido a mis pocos conocimientos pude ocurrir que no consiga mucho.

Probablemente hay otras dificultades, como la viñeta de Palma que es más ancha que las demás y al reducirla quedará más estrecha y, probablemente, con su texto ilegible.

Pienso que quizás este mapa fuera una imagen interesante para hacer prácticas con los programas de imágenes. Posiblemente haya imposibilidades como retocar las manchas negras de las intersecciones: sólo se puede mejorar lo mejorable y temo que hay cosas imposibles.

Yo necesitaría hacer algún curso sobre tratamiento de imágenes, pero no sé si en Palma hay alguno.

Y me refiero a este mapa que tiene nombre propio en Mallorca porque yo no he visto en Internet ninguna imagen de él y sería conveniente que hubiera alguna que estuviera en buenas condiciones.



Al món geganter de Es Castell y de toda Menorca

fabian | 27 Octubre, 2006 17:28

Me llegan noticias de que algún artículo o información publicada en esta bitácora molestó de alguna manera a algunas personas.

Yo lo primero que he de decir es que, fuera lo que fuere, lo siento y pido perdón por ello. Ni en mis intenciones ni en mi voluntad está molestar a nadie.

También quiero decir que en cualquier caso en esta bitácora, tanto bajo el título como en el menú de la derecha, aparece la palabra "contacto" que, mediante un formulario, puede cualquier persona ponerse en contacto conmigo y expresar su malestar para que yo pueda corregir lo que se necesite. No ocurre lo mismo con los comentarios que, debido a la cantidad de páginas, yo no puedo seguir. Lo digo porque en caso de sentirse molesto con alguna información publicada en estas páginas, a través del contacto pueden comunicar conmigo y veríamos la forma de remedar el tema ya que no es mi propósito que nadie se sienta molesto.

Así pues, en caso de que haya sucedido, repito mi sentimiento y mi ausencia de voluntad de herir a nadie.

Ensalada de url, libros y cerámicas de Marroig

fabian | 26 Octubre, 2006 19:45

Regresamos del paseo sudorosos, finales de octubre y calores. Así como gran parte de la península está bajo el influjo de los vientos húmedos de poniente, con grandes lluvias en algunos lugares, aquí dominan los aires del sur y las temperaturas son muy altas para esta época, tanto que probablemente el mes actual bata récords de temperatura en relación a los octubres de los que se tienen medidas.

No sabía cómo titular este artículo que va a ser una mezcla de cortas informaciones sin un tema fijo. He pensado primero ponerle la fecha como título. Luego me ha parecido que no estaría mal ponerle el nombre de alguna planta, no sé porqué. De allí he pasado al nombre de ensalada, que en la acepción 2 de la RAE (¡qué bien va tener el buzón cerca!) indica:"Mezcla confusa de cosas sin conexión".

Primero lo de las URL:
No hace mucho tiempo, cuando en la página ponía un URL con amperdames (&), al intentar validarla como HTML 1.0 estricto me daba error y tenía que añadir detrás de ese signo "amp;". Así me ocurría cuando ponía algún enlace a noticias periodísticas del Diario de Mallorca que, en sus URL hay tres signos de los indicados. Ya el otro día me pareció que me había olvidado de completar esos signos y, sin embargo, había podido validar el escrito sin error. Me pareció aunque no estaba seguro. Así que hoy, que he tenido que poner un enlace a una noticia de ese periódico, lo he probado y me ha validado perfectamente sin tener que completar ese dichoso signo. Me alegro.

Puigpuñent
Puigpuñent en el Mapa de Mallorca del cardenal Despuig (1785)

Libro:
Mientras ayer escribía el artículo sobre el libro Colección de cerámica del Museo Diocesano de Palma, se presentaba en el Consell de Mallorca el segundo volumen de esa colección llamada gresol. Me ha sorprendido pues llevaba varios meses con el libro rondando por mi leonera de trabajo y el día que me decido a explicarlo presentan el segundo tomo. Casualidades. Nada más enterarme de la noticia, he añadido unas líneas al artículo de ayer sobre ello.

Ahora veré cómo conseguir este nuevo tomo ya que no es fácil encontrarlo en las librerías. Lógicamente son temáticas que interesan a muy pocas personas ya que son catálogos realizados por técnicos y el asunto queda muy bien pero sin morbo. Para que interesaran a la gente debieran crear algunas leyendas sobre algunas de las piezas de cerámica: historias de amor con personajes de la realeza, de amor y de peleas; historias crueles incluso de personajes desconocidos o historias de fantasmas. Probablemente en tal caso, habría bastante gente que, interesadas por la leyenda, visitarían el museo para conocer las piezas.

Cerámicas:
Bien pues este nuevo libro presentado ayer sobre las colecciones existentes en los museos de Mallorca va también de cerámicas principalmente. Y son las que recogió un maestro de obras llamado Bartomeu Marroig cuando se derribaron las monasterios y conventos antiguos desamortizados por Mendizábal, de los que en Palma hubo varios. Este hombre fue recogiendo las piezas que creyó con mayor valor ya cuando derribaron el convento del Carmen de la Rambla y otros. Esos restos los guardó, los legó a sus hijos y estos a los suyos. Y es aquí, en 1928 cuando la Diputación los compra a los nietos y los llama la "Colección Marroig" que, creo, debiera estar en el Museo Mallorca.

Una profesora de la Universidad, conocida por sus libros, ha dirigido el inventario realizado por un equipo de profesores. Se trata de Catalina Cantarellas, y el inventario será el contenido del segundo tomo de Gresol, libros dedicados a dar a conocer qué hay en los museos de Mallorca

Como en el artículo de ayer dedicado a la Colección de cerámica del Museo Diocesano ya he puesto varias frases interesantes publicadas en el Diario de Mallorca, añado aquí otras, menos completas, que he encontrado en la página institucional del Consell de Mallorca:

"La ceràmica de la col·lecció Marroig", el segundo volumen de la serie Gresol dedicada a las colecciones museográficas de Mallorca, reune 232 piezas de cerámica que se encuentran depositadas en el Consell de Mallorca, donde han sido restauradas y, algunas, se encuentran expuestas en dependencias del Palau Reial.

En el siglo XIX, el maestro de obras mallorquín Bartomeu Marroig i Mesquida reunió un gran conjunto de piezas de cerámica, hierro, elementos arquitectónicos, esculturas..., procedentes de los diversos derribos de edificios producidos por los grandes cambios estructurales que Palma, y también Mallorca, experimentaba. En 1929, la Diputación de Mallorca adquirió estas piezas a la familia Marroig y ahora se ha publicado la catalogación de la parte relativa a la cerámica.

He buscado por Internet para ver si encontraba alguna información referida a esta colección y no he encontrado ninguna. Además de hacer el libro podrían hacer una versión resumida o corta para una página en Internet donde nos explicaran las piezas más importantes e incluso alguna que portara alguna leyenda referida a esos antiguos conventos ya derribados.

 (Segueix)

Colección de cerámica del Museo Diocesano de Palma

fabian | 25 Octubre, 2006 16:19

Se trata de un libro titulado Col·lecció de ceràmica del Museo Diocesà donde Elvira González Gozalo, que ya salió en esta bitácora con el tema de Los graffitis del Castillo de Bellver, nos presenta un catálogo de las cerámicas del Museo Diocesano. Bello e interesante libro si estuviera en varias lenguas y no sólo en Catalán, ya que está avalado por el Departamento de Cultura del Consell de Mallorca.

Una señora llamada Dolça Mulet dice en la página inicial que este libro inicia una colección sobre los contenidos de los museos. Lo cual está bien, pero si realmente quieren difundirlos, por favor, que no lo hagan sectorialmente a sólo una parte de la población y que utilicen al menos las dos lenguas oficiales hoy en que muchos libros ya salen en tres lenguas.

Hay una presentación escrita por Pere-Joan Llabrés i Martorell y, tras ella, la introducción realizada por la autora.

escudella o cuenco
Escudella o cuenco del siglo XVI: imagen y explicación

El contenido del libro se divide en tres partes. En el primero, bajo el título "Peces de pisa" nos presenta cuencos (escudelles), platos, bandejas, jofainas (ribells), especieros, jarras, etc. Son un total de 77 piezas de las que nos presenta una foto, una ficha explicativa y un dibujo esquemático.

La ficha explicativa está muy bien - el léxico es un poco difícil para mí, posiblemente por la lengua utilizada - y nos indica el tipo de objeto, el taller, la técnica, la época o siglo a que pertenece, los tamaños o medidas y, ya dependiendo del objeto, una explicación sobre los dibujos que presenta y sobre piezas similares existentes en otros museos, etc. Es decir, una explicación de especialista muy bien dada.

plafón
Grupo de baldosas de 1670 aproximadamente

La segunda parte tiene el título de "Rajoles" y nos presenta unas 60 piezas, catalogadas desde el número 78 al 138. Se refiere a baldosas, individuales o en grupo, que presentan dibujos o decoraciones. Las que van en grupo están presentadas sobre una tabla en forma de plafones. Cada pieza tiene una foto y una ficha en la que aparecen los campos de tipo de pieza, taller, técnica, cronología y medidas, seguidas de una explicación que no sólo es descriptiva sino que relaciona la obra con otras parecidas.

No es causalidad que el Museo Diocesano fuese inaugurado al año siguiente de la muerte prematura e imprevista del gran prelado mallorquín de Mallorca [se refiere al obispo Pere-Joan Campins, en Mallorca desde 1898 a 1915)]. Y este Museo no sólo fue un estuche de lo que se había podido reunir de iglesias y de particulares, sino que se convirtió en uno de los centros culturales más activos de Palma. Disfrutó de un prestigio que atrajo donaciones de gente que tenía "la curolla" [no sé cómo traducirlo: el afán, la pasión ...] del coleccionismo, que gustosamente confió los tesoros que su pasión por el arte y por las antigüedades ["per les restes de l'antigor"] había recogido en su casa. Un caso muy claro, y que cabe destacar en la obra que presentamos, el de Àlvar Campaner i Fuertes, el donante de la magnífica colección de cerámica, catalogada con tanto cuidado y saber por Elvira González.

Fruto de tantas donaciones y de la tarea de recogida de piezas por las iglesias y conventos de Mallorca, el Museo Diocesano no podía ser de ninguna manera monográfico. Era - y será cirtamente - un museo donde habría de todo: desde piezas arqueológicas, de antes y después de Cristo, hasta las que ya testimonian la Iglesia restaurada en la isla por la reconquista de 1229 y las que, paso a paso, "van fitant" [ponen hitos] al arte cristiano en Mallorca desde entonces hasta nuestros días. Pintura gótica y de estilos posteriores, imaginería, platería, telas y bordados; también numismática, artes decorativas ... y la abundante cerámica, tanto la del legado Campaner como la preciosa colección de baldosas, testimonios de oficios antiguos, de decoraciones suntuosas, y las que dibujan historias y símbolos jesuíticos, procedentes seguramente de Monti-sion de Palma, quizás piezas salvadas de las exclaustraciones de los siglos XVIII y XIX que tanto daño causaron al patrimonio artístico eclesiástico.

Traducción libre de algunos párrafos de la Introducción de Pere-Joan Llabrés i Martorell

jarra

La tercera y última parte lleva el título de "Atuells" (no sabría qué son, supongo que vasijas) y nos presenta las piezas catalogadas con los números 139 a 154. Yo no sé traducir los nombres o los tipos de vasijas o recipientes que presenta, todos como "gerro" o "gerra". Como en la primera parte, hay fotografía, ficha y dibujo del perfil. Un total de 16 piezas.

Yo creo que estaría muy bien esta colección - ¡qué necesario es hacerlo con el contenido del Museo de Mallorca y también con los demás! - si estuviera en varias lenguas. Difundiría o nos ayudaría a conocer qué contienen los museos de la isla. Es el primer libro, dice, de una posible colección. Salió éste en el 2005. He buscado información sobre él en Internet y sólo he encontrado una noticia en el Mundo. Cabe preguntarse sobre las intenciones de la Consellera de Cultura, pues la difusión no parece ser muy amplia. ¿Por qué no utilizan también Internet? Pero, por favor, en varias lenguas.

 (Segueix)
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar