Alta mar

Contacto

Declaraciones artísticas sobre el Palacio Veri y la iglesia de Santa Catalina de Sena de Palma y sobre el Santuario de Santa María de Cura (Mallorca)

fabian | 26 Maig, 2014 18:20

Nunca había leído el nombre de Diego Angulo Iñíguez, nacido en Valverde del Camino (Huelva) en 1901, vivió y estudió en Sevilla, especialista en arte barroco, director del Museo del Prado (1968 - 1971), investigador de Historia del Arte, murió en Sevilla en 1986. Hay en Internet varias biografías, como la de Wikipedia, o la del Museo del Prado. En ellas no se nombra Mallorca y quizás no haya ninguna relación de este investigador con Mallorca más que tal vez algún viaje en los años 60.

Casualmente, buscando en la Europeana, me encuentro un artículo titulado "Santuario de Santa María de Cura (Mallorca)", de este investigador, artículo digitalizado en marzo pasado por la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, donde encuentro más información: Este artículo fue publicado en la revista "Boletín de la Real Academia de la Historia", tomo 116, de enero-marzo 1945. Pulso en el nombre del autor y, relacionados con Mallorca, encuentro los siguientes artículos:

Los artículos son cortos y se refieren a dictámenes de la Real Academia sobre declaraciones de monumentos nacionales. Son positivos los dos de Palma, pero no el de Randa. Pero, al ser argumentativos, indican el interés artístico de estos edificios.

Creo que conviene enlazarlos pues la información que los ciudadanos tenemos sobre Palma y la isla no es muy abundante o no está muy al alcance.

Rosselló Pòrcel: El Semanario Politécnico

fabian | 26 Maig, 2014 12:16

Tres publicaciones comenta Rosselló Pòrcel en este artículo. La primera es el Semanario Politécnico de Mallorca de Victorica, del cual nos dice: "difiere en todo de las demás publicaciones de la época. Es algo serio, erudito, severo. Es inútil buscar en él el dato regocijado, la anécdota sabrosa, la observación atrevida". Se encuentra digitalizada en la Biblioteca Digital de Prensa Histórica.

La segunda publicación es el Diario Patriótico de la Unión Española, también digitalizado.

No ocurre lo mismo con el Correo Constitucional Histórico Político de Mallorca, que Rosselló sólo cita al no haber podido encontrar ni un solo número ya que fue destruída en la hoguera.

prensa

Periodismo en Mallorca

El Semanario Politécnico

XVII

Es este —todavía— un periódico publicado por Felipe Guasp durante el trienio liberal. Uno de los numerosos periódicos que aparecían como suplementos (de distintas clases) al Diario Balear, que con un sinnúmero de variaciones en el título siguió publicándose hasta el siglo XX. El Semanario Politécnico de Mallorca fue dirigido por don Miguel de Victorica, presbítero, exfamiliar de la Inquisición y —sin embargo— redactor años antes de la Aurora Patriótica Mallorquína y colaborador de Isidoro de Antillón en sus tareas liberalizantes. Victorica había de ser nombrado en 1822 diputado a Cortes por Mallorca. El Semanario empezó a salir en 25 de febrero de 1821 y terminó en 7 de septiembre del mismo año. De él existen dos colecciones completas en la Biblioteca Municipal. La intención de los editores era publicarlo por tomos paginados y con índice, de tal modo que la colección afectase forma de libro. En el primer tomo vieron realizados sus deseos, pero no en el segundo, del que tan solo tres números vieron la luz, desde 30 de agosto a 7 de septiembre. Los números tienen 12, 16 y 24 páginas; el papel y la impresión son excelentes. La suscripción costaba seis reales de vellón mensuales.

He aquí unos párrafos del prospecto para que el lector se haga cargo de la índole del Semanario: «Hemos pensado pues (los editores) que sobrando periódicos en esta capital que llenan la curiosidad con las noticias de cada día faltaba un escrito que diese al entendimiento un pábulo duradero, que proporcionase a los lectores un compendio de las doctrinas selectas esparcidas y a veces confusas con otras de no muy grande interés. Así, que el papel que anunciamos más bien que un periódico será un opúsculo de las ciencias política y eclesiástica. Acompañarán con frecuencia varios escritos de hombres célebres que hasta el día se hallan inéditos, o a lo menos poco conocidos; pero nunca tendrán lugar difamaciones o artículos de censura maligna que en lugar de corregir los yerros, desesperan y encarnizan a los ofendidos.»

El programa trazado en el prospecto se cumple en todas sus partes. El Semanario difiere en todo de las demás publicaciones de la época. Es algo serio, erudito, severo. Es inútil buscar en él el dato regocijado, la anécdota sabrosa, la observación atrevida. He aquí un breve índice de lo que en sus páginas aparece: artículos de Jovellanos, inéditos algunos de ellos. (Hay que tener en cuenta que los liberales de principios de siglo tenían al prisionero de Bellver como maestro y correligionario. No en balde Antillón escribió su biografía.) Dictámenes de las Cortes. Trozos —extractados y comentados— de Locke, sobre derecho político. Representaciones a las Cortes. Pastorales, decretos, planes de Enseñanza. Un «Discurso sobre la necesidad de establecer en las naciones representación nacional y Contitución para hacer su felicidad, de puro espíritu liberal». Unas «Observaciones sobre las antiguas Cortes españolas». Otro «Discurso sobre la sujeción a la autoridad civil de los eclesiásticos reos de delitos atroces», etc.

El tono general del Semanario Politécnico es de alteza de miras y de seriedad. No son muchos los periódicos de la época que puedan ser adjetivados del mismo modo.

***

El día 1 de febrero de 1823 —año XII de la Constitución y IV de la Libertad, como reza el subtítulo— vio la luz pública por primera vez el Diario Patriótico de la Unión Española, sucesor del resucitado Eco de Colom, editado por el ciudadano García. Según D. Benito Pons terminó en 5 de noviembre del mismo año. Tan solo hemos podido examinarlo —en la Biblioteca Municipal— desde sus comienzos hasta 17 de agosto de 1823; hemos visto, pues, 198 números, de cuatro páginas cada uno. La suscripción costaba doce reales vellón mensuales. Pocas novedades introdujo García en este periódico, que suponemos fue dirigido por Mendialdua. El Diario Patriótico es idéntico en todo al Eco de Colom y al Correo Constitucional de Mallorca del mismo Domingo García; por ello no nos extendemos más largamente en su examen.

***

Ni un solo número hemos podido examinar del Correo Constitucional Histórico Político de Mallorca impreso también por García desde 15 de julio de 1820 a 4 de mayo de 1821. De orden del gobierno fernandino fueron quemadas todas las colecciones que de él existían y —malaventuradamente— ni una sola de ellas ha podido salvarse. Suponemos, pero, que sería muy parecido a los demás períodos del mismo editor y director.

***

N. B. En nuestro próximo artículo publicaremos la lista-resumen de periódicos mallorquines del trienio constitucional, 1820-1823. La reacción absolutista amparada por los Cien Mil Hijos de San Luis implantó la censura, más todavía, prohibió la publicación de periódicos con el objetivo claro y firme de dejar sin prensa al país. El trienio liberal es pues un oasis de libertad de imprenta que merece ser resumido.

B. Rosselló Pòrcel

El Día, 30 de Agosto de 1931.

 (Segueix)
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar