Alta mar

Contacto

En el archivo de la Autoridad Portuaria

fabian | 26 Febrer, 2009 16:34

Armada

Lista Oficial de Buques de la Armada (Enero 2009), S.A.V. incluídos

Recorro con tristeza la llamada calle del "Muelle Viejo" enjaulado entre vallas y recuerdo cuando de niño íbamos a la Riba. Supongo que tras esas jaulas que nos encierran a los ciudadanos hay un puerto y sólo lo supongo pues desde hace años nos resulta invisible. Incluso durante unos pocos años podíamos verlo desde la lejanía del Muelle de Pelaires. Hoy nos es invisible pese a un pasadizo por el que, según como, podremos pasar tras el dique del Oeste en Portopí, pero desde el que no podremos ver ni los puertos ni los barcos. Así que, suponiendo que tras las vallas metálicas hay todavía (¿seguro?) un puerto, regreso sobre mis pasos y llego al edificio de la Autoridad Portuaria, en el número 3 de la calle Muelle Viejo.

En la entrada hay un cartel indicando las dependencias. Veo que en el primer piso se indica la existencia de una Biblioteca y de unos Archivos históricos, así que allí subo atravesando estrechos pasillos decorados con fotografías antiguas y grabados preciosos (¿por qué no los ponen en Internet?) de una ya antiquísima ciudad de Palma con parte de su bahía. No he llegado a ver la biblioteca, qué lástima, ¿qué habrá en ella? El edificio creo que es del Estado, pero ignoro si es público; no me lo ha parecido mucho.

edificio
Edificio de la Autoridad Portuaria en el Muelle Viejo de Palma

Entro en un unas oficinas algo estrechas y allí pregunto por los archivos y qué guardan. No me los muestran. A diferencia de otros Archivos públicos que he visitado, no tienen información impresa sobre ellos, por lo que anoto algunos datos en un cuaderno. La persona que me atiende, eso sí, es una mujer joven muy amable.

Me dice que hay unos archivos pero que no están abiertos al público puesto que la información no está catalogada o inventariada. Desconoce las fechas límites de los documentos existentes, pero sí sabe que no hay ni registros de viajeros ni de mercancías, pero sí hay libros de entradas y salidas de buques en el puerto.

Yo no sé en qué año el puerto de Palma pasó a depender de un organismo autónomo, creo que antiguamente dependía del Consulado del Mar, cuyos archivos creo que están en el Archivo del Reino (Consolat de Mar - siglos XIV-XVIII - y Real Consulado de Mar y Tierra - siglo XIX -). Me indica como fecha de inicio la de 1914. No encuentro información sobre ello en su página web: Autoridad Portuaria de Baleares, en la que algunas informaciones son muy reducidas, prácticamente ausentes.

Bueno, pues es todo lo que he averiguado.

En el regreso paso por el Muelle de la Lonja donde otrora desembarcaban los marines americanos o donde cogíamos alguna embarcación - golondrina - con los escolares en alguna salida organizada por el Ayuntamiento y recorríamos en ella todo el puerto de Palma. Quizás entonces aún no se realizaba la llamada "semana blanca", cual si Mallorca estuviera en los Pirineos y los escolares tuvieran que aprender a esquiar. Pero temo que aún no se haya organizado una especie de "semana marítima" en que los escolares de Mallorca - isla en el Mediterráneo - conocieran algo de la mar, de la navegación y su historia. Y quizás algún día lleguemos a tener los archivos históricos bien inventariados y catalogados y, aunque los no investigadores no acudamos a ellos, sepamos de su existencia y, a grosso modo, qué guardan. Y también tengamos un Museo (?), algo más que un museo encerrado entre paredes, una buena web que nos informe sobre Mallorca y el mar y donde se encuentren esos grabados y fotografías y cuadros y dibujos de barcos, pesqueros incluídos, que siempre son junto a los del S.A.V, los grandes olvidados de esta Mallorca que sólo piensa en el mar para bañarse y esta ciudad con un supuesto puerto invisible para los ciudadanos y encerrado entre vallas.

Las fábulas y obra completa de Félix Mª de Samaniego

fabian | 25 Febrer, 2009 16:53

Durante muchos años tuvieron presencia en los libros escolares las fábulas de Samaniego. "A un panal de rica miel / cien mil moscas acudieron / y por golosas murieron / presas de patas en él" ... Temo que actualmente han desaparecido de los libros de lectura pese a que sus personajes forman parte del conocimiento popular. "La lechera" que, soñando en beneficios, rompe el cántaro; el zagal que pide ayuda para burlarse y que después, cuando realmente la requiere, ya no es considerado; la zorra que no alcanza las uvas; la cigarra y la hormiga o "la gallina de los huevos de oro" ...

Érase una Gallina que ponía
un huevo de oro al dueño cada día.
Aun con tanta ganancia mal contento,
quiso el rico avariento
descubrir de una vez la mina de oro,
y hallar en menos tiempo más tesoro.
Matola, abriola el vientre de contado;
pero, después de haberla registrado,
¿qué sucedió? Que muerta la Gallina,
perdió su huevo de oro y no halló mina.
¡Cuántos hay que teniendo lo bastante,
enriquecerse quieren al instante,
abrazando proyectos
a veces de tan rápidos efectos,
que sólo en pocos meses,
cuando se contemplaban ya marqueses
contando sus millones,
se vieron en la calle sin calzones!

web
Félix María de Samaniego

Ahora la Cervantes virtual pone on line la Biblioteca de Autor de Félix María de Samaniego (1745 - 1801), escritor ilustrado, con toda su obra, correspondencia y estudios críticos.

Las hojas de los Oxalis

fabian | 24 Febrer, 2009 17:24

ficus

Varios artículos nos hablan del ficus de la Misericordia. Me parece muy bueno el de Josep Maria Osma en "Trazos de Historia": El jardín botánico de Palma y su monumental Ficus.

También el de Carlos Garrido: A la sombra del ficus, aunque en la Plaza de la Reina no haya ningún ficus

Invaden las cunetas de los caminos, los vertederos, campos y zonas húmedas. Su flor, amarillo algo fosforescente, se distingue de muchas otras florecillas amarillas por su resplandor. Sus tallos y hojas se mezclan con otras muchas exigiendo afinar algo la vista para distinguirlas pese a ser muy original y confundible con las del trébol.

Oxalis
"Vinagrella" extendida junto al puente de Hornabeque

En Mallorca se las llama vinagrellas y en Castellano se las conoce por varios nombres siendo los más usuales vinagrillos o ácidos tal es el sabor del ácido oxálico que, consumido en cantidad, puede llegar a ser tóxico, pero vaya, si las plantas están limpias, no hay peligro.

Oxalis
La "fosforescente" flor de la "Vinagrella" entre hojas de otras plantas

Esta hierba de origen sudafricano ha colonizado la mayor parte de los campos de cultivo de las Islas, e incluso se la puede encontrar dentro de las comunidades naturales. Las hojas son inconfundibles, son trifoliadas con folíolos con forma de corazón que se encuentran sobre un pecíolo de cerca de 20 cm.; también es muy característica su flor amarilla, la floración es invernal.

Herbario Virtual: Oxalis

hojas de Oxalis
Las trifoliadas hojas de los Oxalis, con forma de corazón, semejantes a las del trébol

"Oxalis" en griego significa trébol y por su parecido, pese a ser plantas distintas, dio nombre a este género que, en estos días, invade los bordes de los caminos de Mallorca.

Incoación BIC de Biniaraix (Sóller - Mallorca)

fabian | 24 Febrer, 2009 10:42

Publicación del acuerdo de la Comisión Insular de Ordenación del Territorio, Urbanismo y Patrimonio Histórico, de fecha 23 de enero de 2009, de incoación del expediente de declaración de Bien de Interés Cultural, con categoría de Conjunto Histórico, a favor Biniaraix, término municipal de Sóller

Declaración BIC (31/08/2010)

Fuente: BOIB núm. 029 (pdf)
Fecha publicación: 24/02/2009

 (Segueix)

Incoación yacimiento del Talaiot de Son Pou Vell, Vilafranca (Mallorca)

fabian | 24 Febrer, 2009 09:53

Incoación del expediente de delimitación del yacimiento del Talaiot de Son Pou Vell – Sa Cova des Lladres, Vilafranca de Bonany

Fuente: BOIB núm. 029 (pdf)
Fecha publicación: 24/02/2009

 (Segueix)

'Sa torreta' de Joan Riera, segundo semestre de 2008

fabian | 23 Febrer, 2009 16:27

Acabo aquí el repaso semestral que realizo a las series de artículos que me suelen interesar. En este segundo semestre del 2008, Joan Riera en su serie La torreta que publica en el Diario de Mallorca hace un repaso a "los milagros" de los que se tiene noticia ocurridos en Palma.

Viernes 01 de agosto de 2008
La plaza Major después de 1969
Miércoles 06 de agosto de 2008
Gaudí, Cabrit y Bassa
Viernes 08 de agosto de 2008
Grafitero bueno, grafitero malo
Miércoles 13 de agosto de 2008
­La degradación de s´Arenal
Viernes 15 de agosto de 2008
Palma lenta en agosto
Viernes 29 de agosto de 2008
De la Riba al Molinar

Hornacina
Varios santos de Palma

JOAN RIERA "El paseo de la Riba fue para nosotros la balconada en común sobre el mar de nuestras mejores ilusiones. Siendo isleños era comprensible que tuviéramos tal anhelo, y no para huir sino más bien para pasear y volver", escribe Luis Fábregas y Cuxart en sus memorias de Palma. La Autoritat Portuària ha restringido el paso en zonas antaño populares como la Riba o el Dic de l´Oest. O ha alejado el mar, como ha hecho en el Passeig Marítim. La alternativa está en el Molinar.

[...] Sentados debajo de una pérgola de inspración oriental (y falta de mantenimiento) se contempla como las casas del Terreno han quedado ocultas por los edificios del Passeig Marítim. Junto a la barandilla que imita la de un barco (pero falta de cuidados) se contempla una maravillosa puesta de sol, aunque suceda detrás de las moles de la costa de Calvià.
Hoy el verdadero paseo de Palma se ha trasladado desde la Riba hasta el Molinar. Recemos para que no nos priven de él.

Joan Riera: De la Riba al Molinar

 (Segueix)

El Carnaval de la crisis

fabian | 21 Febrer, 2009 16:24

Son ... "Los enteraos"

Es verdad que en la web del Ayuntamiento de Palma desde hace dos años se eligen por votación los carteles de la Rua. Pero es una lástima que en estos días de Carnaval no podamos acceder a los carteles ganadores al no estar on line. Es el segundo año que me quedo sin poder poner el cartel en esta bitácora; antes lo ponían en un pdf de donde podíamos copiarlo, ahora estamos en crisis de los carteles carnavalescos de Palma.

Balearsculturaltour, web

fabian | 20 Febrer, 2009 15:04

Se ha presentado una web titulada Balearsculturaltour que, echada una primera ojeada, puede ser interesante y fuente de información, ya veremos cuál será su desarrollo.

En la barra azul superior del navegador donde sale el "title" del código HTML pone: "Patrimonio cultural, rutas culturales, espacios culturales, patrimonio cultural, flora, fauna" y ya no caben más palabras en el espacio del navegador, aunque aparece una "f" que hace suponer que no está completo, por lo que miro en el código y, en éste continúa asi: "fiestas, ferias, gastronomia, personajes en las Islas Baleares, Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera". Quizás demasiadas cosas, me digo.

Se presenta en cuatro lenguas: Catalán, Castellano, Inglés y Alemán. Leo su presentación:

Explorar un lugar y conocer sus rincones y su pasado es una experiencia de lo más positiva y enriquecedora, tanto para los residentes como para la gente que lo visita por primera vez. Las Islas Baleares no son una excepción de ello; es más, representan un destino turístico de primer orden por su interés paisajístico e histórico y su agradable climatología.

Si os gusta conocer a fondo los lugares que visitáis, os invitamos a conectar de un modo distinto con el Archipiélago. En el portal www.balearsculturaltour.com encontraréis la información más completa acerca de todas las actividades que podréis llevar a cabo en las Islas: rutas, visitas a museos y galerías, conocer los calendarios de ferias y mercados, de fiestas y tradiciones, disfrutar de la gastronomía, de los espacios naturales, de nuestra fauna, de monumentos que abarcan desde la prehistoria hasta nuestros días, personajes que han marcado nuestro acontecer histórico y, como no, toda la actualidad y las recomendaciones que os podemos hacer en cada época del año.

Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera son un auténtico abanico de posibilidades y este portal se convierte en una herramienta indispensable para que no os perdáis detalle durante vuestra estancia en este destino turístico tan mágico como sorprendente.

Tal como indica, tiene un menú amplio: Rutas, Patrimonio Cultural, Espacios culturales, Patrimonio Natural, Patrimonio Vivo, Tradicional 360ª, Gastronomía, Protagonistas, Actualidad. Pulso "Actualidad" y se me presenta una página con fotografías pequeñas a la izquierda y, relacionada con cada fotografía unas palabras sobre la actualidad que sirven de ancla para enlazar a una página entera donde se explica la noticia. Una vez ya en ésta, veo que hay enlaces a otras páginas relacionadas con el tema. El sistema en principio me parece bien. Ya hay unas 40 noticias de actualidad, En "Protagonistas" hay unos 15; en "Tradicional 360º" hay 4 entradas: cossiers, Fiestas de Ciudadela, la Sibila y el "ball pagés" de las Pitiusas.

web
Balearsculturaltour, página de "Protagonistas"

Bien, pues muy bien, parece interesante y, si se cuida, puede ser una fuente informativa importante. Tiene buscador interno y, si su información es buena y busca enlaces algo singulares - artículos periodísticos que traten el tema, blogs atractivos, buenas y bastantes fotografías, etc. -, yo creo que puede ser fuente de consulta donde acudir.

Será cuestión de ir observándola. Quizás le convendría un RSS en cada uno de los apartados.

En el Archivo del Reino de Mallorca

fabian | 19 Febrer, 2009 16:41

industrialización

Joan Riera en "Sa Torreta":
Chimeneas, campanarios fabriles

Nunca había subido al segundo piso de la Casa de Cultura donde se encuentra el Arxiu del Regne de Mallorca. Adornan su escaleras antiguos mapas de Alcudia o Manacor, así como otras imágenes. Mi queja continúa: ¿cuándo se digitalizarán esos mapas y estarán al alcance de los internautas? Tras una pequeña entrada que funciona como distribuidor, entro en la "Sala de investigadores" (¿se llama así?). No hay nada que me llame especialmente la atención. El edificio se construyó en los años 50 y el mobiliario no es especialmente llamativo. Mesas anchas. Cuatro o cinco personas ocupan cada uno una mesa que soporta unos gruesos legajos de amarillentas páginas; junto a ellos, la mayoría tiene abierto un ordenador portátil. Me fijo en las páginas amarillentas y la letra es manuscrita. Me dirijo al archivero que cuida la sala y le pregunto por dos cuestiones: ¿Dónde encontrar información sobre registros de barcos y pasajeros que hayan emigrado a Argentina a finales del siglo XIX? y si se encuentra allí la llamada Biblioteca de Juan Llabrés Bernal que catalogó Ferran Pujalte.

El archivero me invita, para la segunda cuestión, a buscar en un gran fichero de muchos cajones el nombre de Llabrés y, para la primera cuestión, que espere unos instantes. Así que busco entre los numerosos cajones el señalado con la letra "Ll" y, entre multitud de fichas de cartulina unidas a un raíl veo bastantes que en su parte superior tienen escrito a tinta azul y con letra grande manuscrita: "Llabrés Bernal, Juan", con lo que supongo que allí están bastantes libros o escritos de este investigador náutico.

Casa de Cultura
Casa de Cultura de Palma

A los pocos minutos se acerca una mujer que me explica que allí tienen los archivos de los pasajeros de varios vapores que hacían la travesía desde Palma a Barcelona, que quizás algunos fueran después hacia América, pero que no había transporte regular de pasajeros entre Palma y América. Tras explicármelo, me deja un libro escrito por Ricard Urgell Hernández, Director del Archivo, titulado "Guía del Arxiu del Regne de Mallorca", editado en el año 2000.

¿He dicho que nunca había entrado en un Archivo? Bueno, hoy he entrado en una sala como la de cualquier biblioteca y no en esos enormes espacios interiores repletos de estantes y de documentos perfectamente ordenados. Yo temo que las visitas a una biblioteca o a un archivo no debe consistir sólo en ver una sala normal con mesas y sillas que no suelen tener nada de espectacular, sino en conocer el o los sistemas para saber qué hay en esa biblioteca o archivo que nos pueda interesar; una parte de ello es saber usar esos buscadores del catálogo. Pero esta Guía también me ha gustado, escrita en las dos lenguas oficiales de la Comunidad.

Indica las instituciones u organismos de los que se conservan sus archivos. Las instituciones y organismos oficiales han tenido distintos nombres y funciones a lo largo del tiempo. Así que busco nombres de instituciones o empresas relacionadas con la mar. Las he leído en Catalán y las he apuntado en un cuaderno en Castellano en una traducción rápida y apresurada:

web
Arxiu del Regne de Mallorca, bastante bien la información

La Real Junta de Comercio de Mallorca

En diciembre de 1829 cesó su actividad el Real Consulado de Mar y Tierra y empezaron a ejercer los tribunales de Comercio las funciones judiciales que tenía atribuídas el Consulado, mientras que las de carácter gobernativo pasaron a la Junta de Comercio.

La Junta de Comercio tenía cuatro comisiones: agricultura, comercio, industria y náutica. Su actividad duró hasta marzo de 1860 cuando en virtud del Real Decreto de 14 de abril de 1859 se convirtió en la Junta Provincial de Agricultura, Industria y Comercio.

Sus fondos ingresaron en el Arxiu del Regne en 1955 junto con los del Consulado de Mar y Tierra, tras haber estado depositados en los locales del Consell de Agricultura, Industria y Comercio de [la calle] Estudio General Luliano.
Su organigrama es el siguiente: Secretaría, Tesorería, Contaduría, Depositaduría, Torre de Señales [de Portopí], Faro del Muelle [Puerto de Palma], Escuela de Náutica, Gremios, Subsidio de Comercio, Cochinilla [?] y Documentación impresa.

Fechas extremas: 1850 - 1860
Unidades de instalación: 115
Instrumentos de descripción: Inventario

[Hay una nota a pie de página que indica:]
Mº Isabel Estarellas, Rodríguez Solano y Aina Le Senne Pascual: "El Archivo de la Junta de Comercio de Mallorca", en "Aportaciones para una Guía de Archivos de Baleares", Palma. Institut d'Estudis Baleàrics [web], 1984, págs. 85 - 94

No encuentro ninguna otra institución relacionada con el puerto. No sé si la Autoridad Portuaria debe guardar documentación sobre los buques que amarraban en él en tiempos pasados. El punto 4.2 de los archivos que guarda la instalación donde estoy se refiere a "Archivos de empresas" de los siglos XIX y XX. Encuentro una información titulada "Las primeras compañías mallorquinas de navegación a vapor":

Las primeras compañías mallorquinas de navegación a vapor

Bajo este título se agrupan los fondos de tres compañías: la empresa El Mallorquín, la empresa El Barcelonés y la Sociedad Accidental de los Vapores Mallorquín y Barcelonés.

Estas empresas implantaron en Mallorca la navegación a vapor en el trayecto entre Palma y Barcelona operando con dos barcos. El primero fue "El Mallorquín", adquirido en 1837, que estuvo en servicio hasta 1850. "El Barcelonés" empezó a prestar servicio en 1850 en el trayecto Palma - Barcelona y también cubrió la línea con Ibiza.

El fondo documental de estas empresas fue comprado en 1919 por quien entonces era el director del Archivo, Pere Antoni Sancho Vicens. La documentación de las tres compañías presentan las mismas series documentales, entre las que caben destacar los Registros de pasajeros, Viajes de salida y entrada, Actas de sesiones, Correspondencia oficial y particular.

Fechas extremas: 1836 - 1871
Unidades de instalación: 337
Instrumentos de descripción: Inventario

[Hay también una nota que hace referencia a una publicación:]
Mª Isabel Estarellas Rodríguez Solano: "Inventario de la documentación procedente de las primeras compañías mallorquinas de navegación a vapor Empresa El Mallorquín, Empresa El Barcelonés y Sociedad accidental de los vapores españoles Mallorquín y Barcelonés (1836 - 1884)", en "Fontes Rerum Balearium, III (1979 - 1980)", págs. 493 - 508.

Dependencias del Arxiu

En la bibliografía que ofrece la Guía (está en su web) encuentro varios relacionados con el Consolat de la Mar, con el Colegio de la Mercadería, con el Boletín de la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación o con una familia de comerciantes y navieros de apellido Fuster, cuyo inventario realizado por Garau Llompart, Isabel, está sin publicar (ver en la web)

Bueno, se me hace difícil todo esto de los archivos. Mi vida profesional estaba en el otro extremo de la escalera del conocimiento, en la divulgación en la escuela Primaria y Secundaria, que es algo así como el último escalón de la gigantesca escalera que va desde la investigación en los archivos hasta el libro de texto escolar. Salgo de la Casa de Cultura de la calle Ramon Llull de Palma con la idea de que es conveniente conocer un poco el mundo de los archivos e investigadores y del trayecto que conduce desde esas investigaciones tan específicas hasta el artículo periodístico o la lección a estudiar en el libro escolar. Todo un mundo que desconozco.

Enlaces
Arxiu del Regne de Mallorca
ARCA: Premsa i patrimoni: etiqueta arxius i biblioteques

Las contraseñas marítimas de las islas

fabian | 18 Febrer, 2009 17:00

Redes

Programa Redes de Álvaro Punset:
"Más allá del átomo"

Fue el artículo de Manolo Rives titulado "Organización de las matrículas en el mar", publicado en el suplemento de "Motor y náutica" del Diario de Mallorca del 5 de febrero de 2006 el que me dio a conocer este detalle de las "banderitas" que llevan las embarcaciones en sus mástiles y que, oficialmente, se llaman "contraseñas" y que son identificativas de sus matrículas o Províncias marítimas a las que la embarcación está adscrito.

Por Real Cédula de Felipe III se organiza la matrícula del mar que sería el origen de la distribución del litoral español en Provincias Marítimas. Esto ocurría en el año 1607.

Una Real Orden dada en Madrid con fecha de 30 de julio de 1845, y publicada en 4 de agosto del mismo año por la Dirección General de la Armada, dispuso que todos los buques mercantes nacionales matriculados en las distintas Provincias Marítimas de España debían largar junto con la bandera nacional en el tope de su palo mayor, en el pico de la cangreja u otro lugar bien visible de la arboladura, una bandera de unos determinados colores y dimensiones, como contraseña característica del correspondiente puerto de matrícula, tanto estando navegando como como en el momento de entrar o salir de los puertos, sin cuyo requisito no podrían ser despachados por el Capitán del puerto.

pailebote
Pailebote con la contraseña de Mallorca. Ilustración de Ramon Sampol Isern

Estas banderas o contraseñas, como oficialmente se denominaron, fueron un total de 35, incluyendo las correspondientes a las provincias de ultramar, tanto las americanas como las Filipinas. Estas últimas, en número de seis, fueron del tipo denominado "corneta", es decir, que su extremo libre estaba rematado por dos puntas, al estar cortado en forma de V, a diferencia de las metropolitanas que eran rectangulares.

El pliego que fue publicado en la fecha anteriormente reseñada, establecía para las contraseñas de un modo exacto los colores y tamaños, siendo estos últimos de dos clases diferentes según fueran para buques de travesía o para buques menores de cabotaje. Las medidas vienen dadas en "paños" y "varas" que, pasadas al sistema métrico, tendrían las siguientes equivalencias:
Para los buques de travesía o carrera eran de 2,02 metros de alto por 3,34 de largo; y para las embarcaciones menores o de cabotaje eran de 1,60 metros de alto por 2,67 de largo. Estas contraseñas debían ser presentadas a la autoridad del puerto por el capitán del barco que iba a zarpar. Caso de no cumplirse este requisito, no era posible obtener el despacho del buque. También era obligatoria la tenencia y presentación a la antedicha autoridad de marina de un ejemplar impreso de esta Orden.

Las banderas o contraseñas constaban de diferentes colores repartidos en su superficie en forma de cuadrados, franjas, cruces o aspas. Al describir las de Mallorca, Menorca o Ibiza, dice la Orden al mismo tiempo que establece sus colores que son el amarillo y el azul para las tres islas, que su distribución será "como en la contraseña de Bilbao", por ser ésta la primera con un cuadrado que aparece en el listado alfabético. Esta contraseña de Bilbao es blanca con un cuadrado o "dado" rojo. Este dado, que tiene una dimensión equivalente a una cuarta parte a la superficie total de la bandera, está situado en la parte superior del extremo sujeto a la driza.

jabeque
Jabeque con la contraseña de Ibiza. Ilustración de Ramon Sampol Isern

Así la de Mallorca está formada por una superficie azul con el "dado" amarillo situado en la parte superior y tocando igualmente la vaina o costura por donde pasa la driza.
La de Menorca está constituída por los mismos colores, pero al revés. El fondo es amarillo y azul el "dado", y éste está colocado en la parte inferior de la vaina en vez de estar arriba.
La de Ibiza tiene también el fondo azul, pero su "dado" está colocado en el centro del paño.

Durante muchos años, los buques de nuestras islas, ya fueran veloces jabeques, grandes fragatas o estilizadas corbetas, exhibieron orgullosos estas contraseñas en lo alto de sus palos mayores, paseándolos por todos los mares del mundo, desde el Mediterráneo hasta los mares del Norte de Europa, desde los puertos del Norte y del Sur de América hasta los de las islas Filipinas y otros muchos del Lejano Oriente. A veces, algunos de nuestros barcos, aunque construídos en astilleros isleños y propiedad de armadores locales, lucían las contraseñas de puertos exóticos, tales como Santiago de Cuba, La Habana, San Juan de Puerto Rico, etc. Otras veces largaban la de algún puerto de los llamados de matrícula "de conveniencia", por ser sus impuestos y tasas de reducido coste, como el de Montevideo, en la República Oriental del Uruguay.

Manolo Rives: "Organización de las matrículas en el mar" en el suplemento Náutica del Diario de Mallorca del 05/02/2006

Bueno, siempre interesantes las palabras de Manolo Rives. Pero en una bitácora, cuando sea posible, conviene añadir un poco más y, para intentarlo, he realizado un dibujo con las contraseñas de las tres islas.

contraseñas
De arriba abajo: Contraseñas de Mallorca, Menorca e Ibiza

He buscado cómo está este tema de las contraseñas actualmente y en la Wikipedia están las Provincias marítimas actuales por la Ley 27/1992. De las tres contraseñas de las islas sólo quedan dos: Mallorca e Ibiza. Los puertos menorquines de Mahón y Ciudadela han quedado bajo la contraseña que fue de Mallorca y que actualmente es de Mallorca y Menorca. La contraseña menorquina ha quedado como "Contraseña histórica de Mahón".

Páginas perdidas, perdidas páginas

fabian | 17 Febrer, 2009 18:16

motor

El Club Ferroviari Vaporista de Mallorca restaura un motor de 1904 que funciona a partir de restos vegetales diversos (noticia)

Se dice que en África cuando un anciano muere, con él desaparece una biblioteca. En Europa quizás - no estoy seguro - no desaparezca toda una biblioteca, aunque me temo que también desaparecen algunos saberes o conocimientos, sobre todo de esos que no se trasladan al papel por creerse comunes o poco interesantes.

Ayer Telefónica me castigó cortándome algunas horas la conexión a Internet y, en cierta medida me sentí perdido.

Desde hace unos días dedico muchas horas - por las mañanas en la Biblioteca Pública de Can Salas y por las tardes en casa - intentando la recuperación de páginas perdidas: páginas que ya no están en Internet y que, en mi parecer, debieran estar. Así la serie Trazos de historia que me resultan imposibles de localizar con el nuevo diseño de ciutat.es. Son páginas perdidas que debieran estar en Internet y ser fácilmente localizables y que actualmente no lo están.

barco
El 'Lacaze Duthiers', primer barco oceanográfico

En las mañanas busco los artículos de la serie Historia naval escrita por Manolo Rives en el suplemento "Motor y Náutica" del Diario de Mallorca durante parte del año 2005, todo el 2006 y parte del 2007. Las de este último año sí están on line en la Hemeroteca del Diario, pero no las anteriores. Deben ser alrededor de 100 artículos que, juntas, constituyen una magnífica enciclopedia de la navegación con páginas relacionadas con la navegación en las islas y también, con España y el mundo. Posiblemente, por su enfoque desde el Mediterráneo y desde Mallorca, sea excepcional y única. Interesante por sus contenidos y por su afán divulgatorio y, también, por las imágenes que acompañan cada uno de los artículos, con dibujos y fotografías de barcos o de mapas. Sus páginas, creo, estuvieron alguna vez en Internet y ahora ya no están la mayoría. Y recuerdo entonces la frase del anciano africano que con él desaparece una biblioteca.

¿No debieran estar esas páginas en Internet al alcance de todas las personas? ¿Por qué esas páginas de naútica que hablan de embarcaciones de las islas no fueron recogidas - copiadas - por algún aficionado a la navegación o por algún interesado por el museo marítimo en ciernes? Mi pensamiento se va a los monasterios medievales en que los monjes se dedicaban a copiar los libros antiguos. Probablemente no hicieran sólo una copia manuscrita de un libro sino varias copias. La transmisión del conocimiento se realizó a través de esas copias y varias aumentaban la probabilidad de permanencia que sólo una.

En un artículo del suplemento La Almudaina leo la historia de un jubilado que se dedicó a buscar fotografías antiguas de Mallorca; luego el Diario de Mallorca las publicó en una colección gráfica. Admiro a esa persona que dedicó sus horas de jubilación a recoger esas imágenes y, también, al periódico que las divulgó. En cierto modo son los continuadores de esos copistas medievales o de quienes intentan que los conocimientos del anciano moribundo perduren de alguna manera.

Plaza de Cort
1922: Plaza de Cort, derribo de la "illeta"

El mundo digital parece hoy más frágil que el papel. Para éste se han creado archivos y bibliotecas para conservarlo. También la imprenta con la que se imprimían muchos ejemplares. Cuando una persona publica un artículo en una página web o en una bitácora, esa página es única, no se ha reproducido centenares o miles de veces, por tanto, como ejemplar único, es frágil, muy frágil. ¿No conviene reproducirla varias veces?

Los periódicos son, pese a estar en papel, consumibles. Solemos tirarlos a los pocos días. Gracias que las bibliotecas los guardan. Pero una biblioteca no es Internet al alcance del ordenador. Ir a la biblioteca consume mucho tiempo del que poca gente dispone. Por otra parte, no mucha gente irá a una biblioteca a leer o consultar un artículo de un periódico pasado, mientras que a través de Internet sí lo consultarán con facilidad si les interesa.

"Páginas perdidas, ¿perdidas páginas? Hay que copiar, reproducir aquellos artículos que consideramos interesantes, dignos de pasar a la posteridad. Hoy por hoy, me parece, conviene que un artículo interesante no sea "ejemplar único" en Internet, con la fragilidad que ello supone. Y posiblemente haya muchos artículos en los rincones oscuros de las hemerotecas que, aunque nunca estuvieron en Internet, debieran estarlo y no ser páginas perdidas.

Revista 'Drassana', núm. 16 del Museu Marítim de Barcelona

fabian | 14 Febrer, 2009 07:37

El Museo Marítimo de Barcelona edita la revista Drassana sobre el patrimonio marítimo. En el número 16, correspondiente al año 2008, el "dossier" trata sobre etnología marítima y el reportaje a los 90 años de vida del pailebote "Santa Eulàlia"

pailebote
Pailebote "Santa Eulàlia"

Desde hace pocos meses, el Museo tiene una bitácora titulada Bitàcola MMB a través de la cual podemos informarnos de muchas novedades.

Una 'Historia naval' de Manolo Rives: el corsario ibicenco Riquer

fabian | 12 Febrer, 2009 17:21

Llueve. Me guarezco en la Biblioteca Pública. Pido consultar el Diario de Mallorca del año 2005. Me ponen sobre la mesa unos CD. En cada uno de ellos están, en archivos pdf, todos los periódicos de un mes. Busco los ejemplares dominicales y, en ellos, el suplemento "La Almudaina". En el del mes de octubre encuentro el primer artículo de "Casas de Palma" de Carlos Garrido. Sigo pasando las hojas del periódico y encuentro el suplemento, también dominical, titulado Motor y Náutica, muchas páginas dedicadas al motor y unas pocas a la Náutica. Un dibujo me llama la atención: en efecto, es de Ramon Sampol Isern. Acompaña un artículo escrito por Manolo Rives y parece ser de una serie titulada Historia Naval. Pruebo hacer un "copiar y pegar", pero estos pdf tienen eliminadas estas posibilidades.

No todos los pdf se me abren, pero reviso los artículos de varios domingos de esta serie: "La importancia de la vela"; "Las goletas en el Medieterráneo"; "Miguel Barceló, un marino de leyenda"; "Un marino de la Ilustración", referido a Felipe Bauzá; "Riquer, un marino ibicenco"; "Pablo de Llanes, un marino bajo dos banderas" ... Hay otros sobre los vapores. Estos marinos ibicencos, como Riber, o menorquines, como Llanes, no me son muy conocidos. Riber tiene un monolito dedicado en Ibiza a los corsarios. Así que me dedico a teclear el artículo, pareciéndome esta actividad de teclear un anacronismo en esta época que, para esta faena, debiera ser de "copia y pega".

Mientras Antoni Riquer, hoy hace 200 años o estaba preso en Londres o navegaba por el Mediterráneo, nacía un niño que daría un enfoque nuevo a a la ciencia y que haría famoso un barco: el "Beagle". No quiero olvidarlo hoy en esta bitácora, en alguno de esos grabados que tanto me gustan.

Beagle
El "Beagle" en que viajó Darwin

Riquer, un marino ibicenco

Los marinos de antaño debían enfrentarse a multitud de peligros, entre ellos los corsarios y piratas que abundaban por aguas del Mediterráneo

Si entre los marinos célebres de Mallorca destacan Barceló de la vieja escuela, y Bauzá, con los de formación académica, en la isla hermana de Ibiza encontramos a Riquer como genuino representante de los marinos a la antigua.

Antonio Riquer y Arabí nació en la capital pitiusa el 18 de enero de 1773, en su casa del arrabal de la Marina. Era, a su vez, hijo de marino.

Se sabe que en 1797 navegaba por el Mediterráneo. Dos años más tarde, existe noticia de que formaba parte de la dotación del jabeque San Antonio de Padua, de 30 toneladas. En el mes de octubre, este jabeque efectuaba un viaje de Ibiza a Barcelona con un cargamento de cereal, por cuenta de la Real Provisión, cuando fue apresado por una fragata británica de 42 cañones, pues por aquel entonces España estaba aliada con Francia y en guerra con Gran Bretaña.

Al poco tiempo, Riquer junto con su padre, que también viajaba en el jabeque, y dos marineros fueron transbordados a un bergantín mercante danés que los condujo al puerto de destino. Los británicos se llevaron el jabeque con el resto de la tripulación probablemente a Gibraltar.

En mayo de 1806, entró en el puerto de Alicante con una jábega mallorquina recuperada de los ingleses, apresando a la tripulación compuesta por un oficial y siete marineros británicos que tenían el propósito de conducirla a Gibraltar.

En este mismo año lleva Riquer a cabo la hazaña que habría de darle renombre para el resto de su vida. Consistió ésta en el apresamiento del bergantín corsario inglés Felicity a poca distancia del puerto de Ibiza.

Este corsario era en aquellos momentos la pesadilla de los navegantes. Lo mandaba un italiano al servicio de la Gran Bretaña, llamado Miguel Novelli, natural de Roma, razón por la cual era conocido con el apodo de el Papa y, por extensión, también apodaban así al bergantín.

El día 1 de junio, desde las murallas de Ibiza se vio aparecer al Felicity como viniendo de Formentera. Empezó entonces a dar idas y vueltas, cerca de tierra, en actitud desafiante, seguramente con ánimo de amedrentar a los ibicencos que, en gran número, presenciaban la provocación. Entre ellos se hallaba Antonio Riquer que, casualmente, tenía su jabeque desarmado y a punto de ser tumbado para limpiar fondos.

Sin pensarlo dos veces, corrió Riquer con toda su tripulación al jabeque y, dándole una mano de sebo a las dos bandas con suma presteza, lo armaron y pertrecharon con lo indispensable para seguidamente salir con la máxima rapidez al encuentro del enemigo.

Tuvo muy claro el ibicenco que el bergantín era muy superior, bien artillado y con más de sesenta tripulantes, y que, por lo tanto, en una batalla a cañonazos sucumbiría en seguida. Así que decidió dar un golpe de audacia y dirigiéndose al bergantín lo más veloz que pudo, se lanzó al abordaje.

La sorpresa de los tripulantes del Felicity fue tal, al ver irrumpir en cubierta a los ibicencos disparando y lanzando frascos de fuego, que muchos se arrojaron al mar presas de pánico y los que quedaron pronto se rindieron. Eran estos frascos unas ampolletas de cristal, con una mecha a cada extremo y llenos de pólvora; una especie de "cócteles Molotov" de la época. La batalla duró apenas 20 minutos y tuvieron los británicos 11 muertos y 25 heridos graves, mientras que los ibicencos tuvieron que lamentar 5 muertos, entre ellos el padre de Riquer, y 22 heridos, incluído nuestro protagonista. Por este meritorio hecho fue nombrado Riquer alférez de fragata de la Real Armada.

La siguiente acción tuvo lugar dos semanas después, el 15 de junio. Esta vez sostuvo combate y puso en fuga a un bergantín inglés en las cercanías de la isla de Tabarca, frente a las costas de Santa Pola.

jabeque
Ilustración de un jabeque de hacia 1800, realizada por Ramon Sampol Isern

En diciembre de este mismo año, encontramos a Riquer al mando de una escuadrilla de corsarios con la que hostiga a los enemigos, y al año siguiente, 1807, cae por segunda vez prisionero de los ingleses, siendo conducido a Londres. No tenemos noticia sobre el tiempo que duró esta situación.

En enero de 1811 llega a Palma al mando de la polacra San Antonio, conduciendo desde Tarragona a 243 presos franceses. Se habían invertido las alianzas, siendo ahora los españoles amigos de los británicos y ambos, enemigos de Napoleón.

En marzo de 1814 consta que mantuvo un combate frente a la playa de Mataró. Más tarde, en 1820, figura como comandante de los guardacostas de Valencia.

En 1826, ya con el grado de Teniente de Fragata, lo encontramos mandando el bergantín - goleta Palmira, mercante de Mallorca armado en corso contra buques de los insurgentes de las colonias americanas que operaban en el Mediterráneo.

En 1829 pasa de Valencia a Ibiza para dirigir la construcción de una goleta que se tenía que dedicar a guardacostas con el nombre de Intrépida.

Tres años después, ya sexagenario, ejercía el gobierno del San José, contando 34 años de servicio, de los cuales 30 como capitán corsario, y había realizado más de cien aprehensiones a favor de la Real Hacienda.

En 1839 todavía navegaba como comandante del falucho guardacostas El Fénix, de 25 toneladas y 17 tripulantes.

Finalmente, en 1840, decidió retirarse, instalándose en su Ibiza natal, en el mismo barrio de la Marina y en la misma casa que le vio nacer. Alguno de sus biógrafos dicen que los últimos años los vivió en la pobreza, cuando había llegado a tener un capital, fruto de su parte de las presas del corso, estimado en 60.000 duros, que en la época representaba una verdadera fortuna.

Al cabo de seis años de retiro, el día 3 de julio de 1846, falleció D. Antonio de Riquer y Arabí, a los 73 años de edad y siendo Teniente de Fragata graduado de la Real Armada de España. Y cosas curiosas que ocurren: en archivos oficiales en los que estaba inscrito, figuraba como ... ¡carabinero!

Manolo Rives, Director Escuela Náutica Palma: "Historia naval: Riquer, un marino ibicenco" (en suplemento "Náutica" del DM de 17/07/2005)

Llueve. Sí, ya hay parte de la información general en Internet. El año Darwin también se celebra en Internet. Pero aún falta mucha información que sea accesible. Encuentro un par de páginas que hablan de Riquer: No queda sino batirse: El corsario Riquer, José Roselló Riera y Pedro G. Somarriba: El Corso en España en "Todo a Babor", y en "yatoo-ibiza": Corsarios en Ibiza.

Crónicas de antaño de Bartomeu Bestard - 2008, 2º semestre

fabian | 11 Febrer, 2009 16:41

Quizá esto de hacer listados a mano sea hoy un anacronismo existiendo el buscador Google, pero para mí, realizar la lista de un grupo de artículos periodísticos guardados en una carpeta es una manera de tener orden. Es verdad que esta bitácora es en gran manera una carpeta o cuaderno escolar y que tiene un buscador, pero, tanto para artículos de la bitácora como para artículos externos - ya en periódicos u otras bitácoras -, la confección de una lista refuerza mi débil memoria.

Por otra parte, cada día me gusta más revisar periódicos y revistas pasadas, que no son del día. Encuentro artículos en los que no había reparado y me pregunto extrañado cómo lo había saltado. Posiblemente es que estuviera entonces con otros intereses que guiaban mi mirada en otras direcciones.

Bien, pues recojo hoy los artículos de Bartomeu Bestar, Cronista Oficial de la Ciudad de Palma, que reúne bajo el título de Crónicas de Antaño y que publica quincenalmente en el Diario de Mallorca.

La fundación del monasterio de Santa Clara (Domingo 10 de agosto de 2008)

Ciutat de Mallorca a partir de un cuadro de 1633 (Domingo 24 de agosto de 2008)

cuadro
En la iglesia de San Francisco. El autor se refiere al paisaje inferior

La temática que describe este cuadro, la fachada marítima de Palma, los buques de guerra y los baluartes disparando salvas, es bastante común en los siglos XVII y XVIII, y tiene cómo origen la visita que hizo la expedición militar, encabezaba por el emperador Carlos I, a la ciudad de Palma durante el año 1541 cuando se dirigía hacia Argel. A partir de los estudios e inventarios que se han hecho, sabemos que fueron tanto las instituciones como los particulares los que encargaron pinturas con esta temática. El interés suscitado por este tipo de cuadros debe relacionarse con la aparición de un sentimiento romántico que se manifestó mediante la exaltación del Reino de Mallorca y que tuvo su punto más álgido durante la primera mitad del siglo XVII. En esta época se inicia la galería de varones ilustres del Reino, la galería de los reyes de Mallorca encabezada con la representación de Jaime I, cuadro que, cada año en la Fiesta de la Conquista, se cuelga en la fachada del Ayuntamiento; o la reivindicación de los mártires y héroes mallorquines Cabrit y Bassa; o la figura de Ramón Llull. Ambos temas representados por dos magníficos cuadros, también obra de Miquel Bestard, en la sede de los jurados del Reino (hoy ayuntamiento de Palma).

Nota: Miquel Bestard (1592 - 1633), el pintor del que perdimos su nombre

La construcción de la Seu (Domingo 07 de septiembre de 2008)

Antoni Barceló, orgullo de la Real Armada (Domingo 21 de septiembre de 2008)

Jaime IV de Mallorca, 633 años de destierro (Domingo 05 de octubre de 2008)

La alianza nobiliaria de ´ses Nou Cases´ (Domingo 19 de octubre de 2008)

Ramon Llull (Domingo 02 de noviembre de 2008)

mascarón
Mascarón de proa del vapor Lulio, obra de Ricard Anckerman (1870)

[...] Allí [en Túnez] reapareció en 1315, bajo el patrocinio de Jaime II de Aragón. Nada se sabe de esta misión en África. La tradición nos dice que fue apedreado en Bugía, moribundo fue embarcado por unos genoveses, que le llevaron a Mallorca, donde murió. Fue enterrado en la iglesia de San Francisco de Palma. En 1611, tras ser sus restos exhumados y examinados por médicos, se encontraron las violentas huellas que le produjeron la muerte. Tomás Le Myésier, discípulo del ´doctor iluminado´, realizó entre 1321 y 1330 un relato ilustrado de la Vita coaetanea, autobiografía de Llull, conocido como el Breviculum de Karlsruhe. Esas bellas miniaturas se pueden ver en la exposición del Gran Hotel. Llull murió en el desconsuelo, el apoyo inicial de Jaime II sólo había sido un espejismo. La mayoría de gobernantes e intelectuales de la época no atendieron sus propuestas. Él mismo nos deja escrito que "Sóm hom vell, pobre, menyspreat/ no hai ajuda d´home nat/ e hai trop gran fait emperat./ Gran res hai del món cercat,/ mant bon eximpli hai donat:/ poc son conegut e amat". El reconocimiento a su obra y a su vida tuvo lugar en los siglos posteriores.

La olvidada librería luliana de Montesión (Domingo 16 de noviembre de 2008)

Un hallazgo arqueológico singular. El escudo de Togores (Domingo 30 de noviembre de 2008)

La Navidad: la celebración más antigua de Palma (Domingo 14 de diciembre de 2008)

La iglesia parroquial de San Nicolás (Domingo 28 de diciembre de 2008)

campanario
Campanario de la iglesia de San Nicolás

Santa Eulalia era la parroquia más grande, con la sobrecarga de trabajo que esto suponía para el rector, vicario y demás personas que atendían las necesidades de la parroquia. Por este motivo, cuando aún no habían transcurrido cien años desde la conquista de Medina Mayurqa, concretamente en 1302, se dividió en dos la demarcación territorial intramuros de Santa Eulalia. Así fue como nació la nueva parroquia de San Nicolás.

En un primer momento se procedió a la construcción de un templo sencillo, en la línea de lo que la historiografía ha ido denominando iglesias de repoblación. [...] Ésta primera y sencilla iglesia parroquial, conocida como Sant Nicolau Vell, con cementerio incluido, se erigió en el solar que hoy ocupa la plaza del Rosari. Pronto se pudo comprobar que las reducidas dimensiones de la iglesia no satisfacían las necesidades de la parroquia, en continuo crecimiento demográfico, y a los cincuenta años de su creación se tuvo que hacer un nuevo templo. Por lo que respecta a Sant Nicolau Vell, ésta subsistió a los avatares de la historia. A finales del siglo XV se descubrió una espléndida talla de un Cristo Crucificado que fue muy venerado por los palmesanos en este pequeño templo. Desgraciadamente, Sant Nicolau Vell fue víctima de la desamortización de Mendizábal, siendo demolida en 1836.

Casas de Palma de Carlos Garrido 2008 (final)

fabian | 10 Febrer, 2009 16:55

No importa presentar esta serie de interesantes artículos que Carlos Garrido ha ido ofreciendo cada semana en las páginas dominicales del Diario de Mallorca en el suplemento Almudaina. Con la relación de hoy llega a su final.

Domingo 06 de julio de 2008
Miguel Rigo Clar (1833 - 1876) - Banco de España - 1871 - c/ Sant Bartomeu, 16 - Edificio neoclásico historicista

Este edificio, que se encuentra entre lo mejor del historicismo decimonónico de Palma, se remonta a 1871. En ese año el arquitecto Miquel Rigo Clar (1833-1876) realizó un proyecto para la sede del Banc Balear. La ubicación era un solar de gran tradición histórica. Donde hoy se levanta el banco estuvo el convent de la Misericòrdia, y también sirvió de local para una de las primeras casas de comedias de la ciudad.

Miquel Rigo fue uno de los artífices del historicismo del XIX. A él se le deben algunos de los edificios de la calle Palau Reial que siguen el mismo estilo, como la antigua sede del Banco de Crédito Balear. Era un hombre de sólida formación neoclásica, que llegó a ser arquitecto auxiliar del Ajuntament de Palma y arquitecto provincial. Su muerte se produjo cuando las obras habían comenzado, de manera que el proyecto fue terminado por otras dos primeras espadas de la época: el ingeniero Eusebi Estada y Bartomeu Ferrà. Finalmente, no sería el Banc Balear quien ocuparía el edificio, sino el Banco de España, que como reza una inscripción en la entrada lleva allí desde el año 1874.

Carlos Garrido: El Banco de España

 (Segueix)
 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar