Alta mar

Contacto

Flickr y los tags

fabian | 31 Març, 2005 16:07

Se llaman "tags" a palabras que permiten definir algo. Así, si realizo una fotografía de la Catedral de Palma, podría utilizar los siguientes tags: Spain (o España), Mallorca, Palma, Catedral, arquitectura. Bien, pero ¿y para qué sirve añadir tags a una foto?

tags

Intentaré ir por pasos:

  1. Tags de Flickr. En la parte superior hay un buzón para búsquedas de tags. Si en él escribo "Mallorca", por ejemplo, me saldrán todas las fotos a las que sus autores le hayan puesto este tag y, importante también, que sean de uso público.
  2. tag: Mallorca.
    Es el resultado de haber utilizado el tag Mallorca. Pero tiene un punto importante. Y es que cada tag permite un RSS o Atom, por lo que, con un lector RSS se podrán conocer o ver todas las fotos que tengan ese tag.
  3. Lector de RSS de los tags del Flickr. Basta escribir el tag y, en mosaico aparecen las fotos. Al pulsar en una de ellas, se muestra en grande a la derecha.

Desde este lector de RSS he sacado la imagen de pantalla.
Bueno, el tema parece interesante. ¿Para qué puede servir o cómo utilizarlo? En principio sólo se me ocurre utilizarlo como un buscador de imágenes. Google y Yahoo tienen, quizás éste pueda ser una alternativa válida.

Desde A Coruña: Catuxa

fabian | 31 Març, 2005 11:12

Catuxa Catuxa es gallega, documentalista con una bonita trayectoria en temas informáticos. Junto con Vanesa (que está en Madrid) tiene un muy interesante blog sobre temas bibliotecarios llamado deakialli docu mental. En las "Noticias cortas", en las que pongo temas que me interesan ya han salido alguna vez pese a llevar pocos días esa sección de esta bitácora.

A Catuxa también le gusta la fotografía:

tormenta

Y tiene un álbum (no se lo pierdan) en Flickr. Yo aprendo mucho siguiendo a Catuxa y, desde este otro mar, le expreso toda mi admiración.

Farolas de Palma

fabian | 30 Març, 2005 19:15

Paseo Mallorca

Días de vacaciones. En estos días la luz es preciosa, especialmente por la tarde. No es la luz abrumadora del verano que todo lo aplasta, no. Es una luz más suave, más dulce; aún así, es algo fuerte, las sombra contrasta en exceso. Pero Palma está animada. Mucha gente por las calles.

En estos días llevar una cámara digital es una delicia. Das una vuelta por la ciudad y decenas de imágenes descargas al regresar ... Pero, ¿qué hacer? Si salgo sin la cámara después me arrepiento. Por contra, a Margarita le molesta que le haga esperar tanto. Se me adelanta..., sale de espaldas en alguna foto.

No sé si esta bitácora se está convirtiendo en un álbum de cromos, por lo que hoy le daré la vuelta a la página. El tema son las farolas, farolillos... En los tangos siempre aparecía algún farol que alumbraba la calle como espectador mudo de algún drama.

 (Segueix)

Reflejos en una fotografía

fabian | 29 Març, 2005 18:28

Entre las fotografías que hice ayer hay una que me llama la atención debido a la cantidad de planos que aparecen:

El pesquero

Normalmente en una fotografía aparece lo que está delante de la cámara. Lo que está tras ella sólo aparece en caso de estar reflejado. La foto corresponde a un bar, llamado popularmente "El Pesquero" situado en el Paseo de Sagrera de Palma en el lado del mar. Sus paredes están acristaladas sobre una media pared.

Veamos los planos de esta foto:

  1. Aparecen en un primer plano unos reflejos que indican la existencia de un cristal.
  2. Inmediatamente detrás del cristal hay una fila de botellas y, a la izquierda, una batidora.
  3. En tercer plano hay un hueco en el que sobresale la figura de un chico joven y alto, el camarero de la barra.
  4. La barra del bar aparece por una línea horizontal blanca. Tras ella, dos siluetas oscuras. La luz proviene del ventanal opuesto al de la cámara, por lo que las personas del interior del bar, a contraluz, sólo muestran la silueta oscurecida.
  5. Tras las ventanas posteriores, vemos personas sentadas en una terraza. La luz que recae sobre ellos es mayor por lo que podemos entrever el color de sus vestimentas e incluso algunas facciones.
  6. Pasada la terraza, se observa una franja de mar. En la parte derecha de la foto se ve el edificio de la lonja de los pescadores con sus arcos blancos. En la parte izquierda, la franja marina es mayor y en su fondo vemos unas embarcaciones. Sobre todos estos elementos, una luminosa franja de cielo.

Pero no hemos llegado al final porque la descripción se ha limitado a la parte inferior de la fotografía. Aún en ella se pueden ver dos columnas del interior del bar. Donde llega la columna posterior se ve iluminado por la luz que entra por las ventanas posteriores como un plafón sucedido posteriormente por un toldo de tonalidad amarilla. Del techo del bar apenas se entreve nada más pues aparece el reflejo de lo que está tras la cámara.

En la parte superior de la imagen el plano es lo que está detras del fotógrafo pero apenas sin verse a éste. Seguramente sea debido a una ligera, muy ligera, inclinación contrapicada de la cámara y a que el techo del interior del bar queda tan oscuro o negro que actúa como espejo.

Copas de árboles, algunas palmeras. Entre los árboles sobresalen dos troncos de una farola. A la izquierda aparecen edificios con una iluminación lateral. La imagen está mirando al sur, por lo que la luz de poniente le llega desde la derecha. Sobre edificios y palmeras, un cielo azul con nubes blancas.

El conjunto: un contraluz que atraviesa un edificio y un reflejo, bastante claro, en la parte superior, me ha llamado la atención porque pocas veces lo he visto.

La foto puede verse en flickr.

Paseos festivos

fabian | 29 Març, 2005 15:05

plataneros

La Pascua ha llegado dulcemente. Soleados días de luz apacible. Tras las festivas y familiares comidas en que nos reunimos varios hermanos con nuestras respectivas familias, se agradece un paseo. En los "plataneros" (¿se llaman así?) empiezan a brotar las primeras hojas. Palma antigua está llena de estos árboles que recuerdo desde que era pequeño. Las grandes avenidas de la ciudad están bordeadas por estos árboles a los que siempre he llamado "plataneros" (Platanus hispanica) de hoja grande y fresca sombra.

Hoy he puesto su nombre en el Google y, aunque sí me han aparecido varias direcciones que hablaban de la poda en algunas ciudades, me ha parecido que, entre las primeras direcciones, no había ninguna web dedicada a las plantas. ¡Y es verdad que los jardineros de hoy día ya no los plantan: prefieren árboles más pequeños y extraños cuyos nombres me son desconocidos! Pero aún así, las calles con árboles más frondosos están sembradas con plataneros a los que el Herbari virtual de les Illes Balears les llama Plàtan en Catalán y Plátano, Plátano de paseo, Plátano de sombra en Castellano.

Me es difícil hoy intentar hablar del puerto de Palma actual y del que conocí de niño. Son totalmente distintos. Desde el pie de la Catedral, donde llegaba el mar, en cuya escollera se reunían diariamnte unos cuantos pescadores de caña, hasta, siguiendo la Riba, el antiguo faro, todo hoy es diferente. Se han quitado muchos metros al mar, se ha vallado todo, se han añadido portalanes que tapan la vista ... Yo me he bañado en aguas del Club Náutico cuando todavía no estaba terminado el Paseo Marítimo (década de los cincuenta).

Cerca del Pesquero

La tarde estaba animada y mucha gente paseaba por toda esa zona. Grupos de jóvenes tocaban instrumentos de percusión.

Nunca, nunca hay que comparar tiempos pasados, idos, con los actuales. No hay ni mejor ni peor. Sólo el presente, el hoy, hay que vivirlo con la mayor plenitud posible. Todo cambia... ¿todo?, ¿todo?

redes fuente guitarra

Bueno, todo todo no. Las redes, los plataneros, la fuente, el ángel de la Lonja ... siguen más o menos igual. ¿El mar?, no sé, parece igual pero no estoy seguro. Las cosas cambian, y nosotros también. No le demos más vueltas.

De cara a la pared

fabian | 28 Març, 2005 20:34

Me he entretenido un rato haciendo este flash. Me convendría hacerlo con frecuencia no sólo para adquirir práctica sino, sobre todo, para obtener ideas nuevas, formas que no haya realizado aún de expresión. Para llegar a conseguir alguna es necesario hacer muchas con ligeras variaciones hasta que, repentinamente, aparece una diferente, distinta ..., pero ese milagro no se produce sin preparación, sin haber sido muchos los días que se piensa en ello.

De cara a la pared ... No he sabido encontrar una imagen de una pared que pudiera plasmar algo extraño o misterioso. He cambiado la pared por la arrugada corteza de un tronco viejo. En ella aparecen oquedades como ojos o bocas, protuberancias semejantes a narices o labios o quizás hocicos. Formas raras que excitan la imaginación.

Conviene, es mi parecer, excitar la imaginación para intentar dar algún paso en dirección a "nuevas creaciones digitales". Me ha llamado la atención el escrito que he añadido al archivo "Noticias cortas" (en el margen derecho - abajo). Hay mucho por aprender.

Inquietud

fabian | 26 Març, 2005 17:56

¿Cómo transmitir la sensación de inquietud que siento en este sábado nublado? No es que llueva ni haga tormenta, no; los ánimos no están tan exasperados como para eso. Sólo está nublado: desasosiego incómodo e inmotivado. Día oscuro. Como no tengo ninguna imagen que refleje este desasosiego, esta inquietud, busco en el Flickr algún tag que me pueda valer, pero mi desconocimiento del inglés me impide saber qué buscar. Elijo "clouds" con cierta esperanza y una colección de imágenes de nubes llena la pantalla. A ver ... alguna que dé una sensación de desasosiego, de inquietud no tormentosa. Quizá éstas realizadas por kyrielle:

Jardines japoneses de Portland Fotos de kyrielle

Cuando yo era niño no había aún bolígrafos. En clase escribíamos con plumilla de acero y tintero. ¿Es difícil de creer? Pues es verdad. Así que yo no puedo culpar a la educación que recibí el no haber aprendido a utilizar imágenes ni sonidos. En aquel tiempo era imposible. Inquietud y desasosiego: ¿y hoy, aprendemos y enseñamos a utilizar textos, imágenes y sonidos?

Toda la mañana, cual nube, revuela un sentimiento, una idea al tiempo que busco sonidos musicales varios. Por la tarde abro el programa audacity, abro un archivo musical, selecciono una parte pequeña y amplifico sus sonidos, luego elimino la parte final, copio y pego un fragmento ... Ya no es el largo del cuarteto de cuerdas de Shostakovich, no. Ahora, aunque es la música de este compositor, presenta variaciones que yo le he realizado ... que yo le estoy realizando. ¿Qué estoy haciendo?: ¿estoy pintando una nube sonora?, ¿una inquietud sonora?

Escribir, expresarse, ¿es sólo con palabras? ¿Puede crearse un entorno de palabras, imágenes, colores, sonidos que reflejen un sentimiento, una idea?

Mojábamos la pluma en un tintero de porcelana blanca. La plumilla, al realizar el trazo hacia abajo se abría y dejaba un reguero amplio de tinta que, en el giro, disminuía hasta transformarse en una delgada línea ... Dibujo de palabras, palabras, palabras. ¿Bastan hoy las palabras? ¿Y las imágenes? ¿Y los sonidos? Hoy no dibujo palabras, ¿pero he aprendido a expresarme? Me parece que estoy haciendo los primeros palotes.

inquietud

Bellver (no visto)

fabian | 25 Març, 2005 17:41

Perezosos andan los días. El sol matutino no quiere levantarse y se tapa con una sábana de nubes hasta el mediodía en que se ha dejado ver por unas horas. Así que después de comer he subido a Bellver. ¡Qué nombre más acertado incluso hoy en que la neblina velaba la vista! Bello ver en todas las direcciones: la bahía, el bosque, las montañas y el propio castillo. Lástima que a las cinco menos cuarto de una tarde de un Viernes Santo ya estuviera cerrado. ¡No comprendo estos horarios!

Torre del homenaje Parte posterior foso Vista sobre Palma bosque caminos montañas

Otras fotos:
, puerta posterior, , , , , , .

Jueves Santo

fabian | 24 Març, 2005 17:55

Jueves con nombre propio. Uno de esos tres jueves que relucen más que el sol, cantaba una canción popular. Primavera y pasión - muerte, conceptos contrarios, antagónicos, estallan hoy en un espectáculo nocturno de velas encendidas, trompetas y tambores e imágenes emotivas. Procesión del silencio. Luna redonda, casi llena, ilumina con fuerza en esta noche de rosas, nardos, claveles en que se conmemora la sangre derramada, un juicio (¿alguna vez justo?), una cruz, un calvario y una muerte.

Al redoble de los tambores - parches tensados los de hoy -, los ritos del sufrimiento. Entre el humo de las ceras ardiendo, lágrimas de perlas enjoyadas lloran con el fervor de una madre que ve a su hijo escarnecido. Ritos. Un pan, vino ... elementos simples y puros como las flores que adornan ensangrentadas cruces. Lavatorios de manos significantes de un no querer saber nada, de un no querer participar en la sentencia y, al tiempo, de un dejar hacer ante los latigazos, injurias, espinas clavadas ...

La muerte violenta siempre presente, desde Caín, desde el comienzo de los tiempos. Muerte y flores. Mañana se commemorará la muerte y los tambores destensarán sus parches para que el sonido no sea vibrante, sino seco. Ceremonias, ritos que nos montamos los humanos. Violencia siempre, dibujada de sentencia. "Perdónalos porque no saben lo que hacen" clama la voz en la cruz. No es que una persona concreta no sepa, no. Tampoco es que sea un grupo el que no sepa. No. Es que los humanos, los humanos como especie no sabemos lo que hacemos.

Flores, primavera, naturaleza que renace y la historia de hoy nos encara con la destrucción, la violencia y la muerte. Siempre hay un antagonismo entre la naturaleza y lo humano. Lo humano, especie dominante, se impone y -¿qué palabra emplear? - modifica, cambia, utiliza, ¿destruye? la naturaleza. Elementos simples los de hoy: pan, vino - la Santa Cena -, agua para las manos o para lavar los pies. La luna llena, ausente en lo alto, alumbra. Antagonismo entre lo humano y la naturaleza. Ésta hoy revive con floreciente fuerza mientras que los hombres, como en la historia de hoy, mueren, matan.

Jueves Santo: pasión.

Mirar el mar

fabian | 23 Març, 2005 17:28

Era un suspiro lánguido y sonoro
la voz del mar aquella tarde...
[...]
para mi amarga vida fatigada...
¡el mar amado, el mar apetecido,
el mar, el mar, y no pensar nada...!

Ocaso de Manuel Machado

Dicen, cuentan, que ver el mar no cansa nunca. Que cada día, cada hora, el mar es diferente. Ante la fatiga (amarga vida fatigada), el mar (el mar amado, el mar apetecido)...
"Sino yo, triste y cuitado / que yazgo en esta prisión" canta el famoso Romance del prisionero (veo que en lugar de utilizar la palabra "yazgo" -del verbo yacer- utilizan "vivo", de vivir. ¿Se vive en una prisión?). Bien, viene todo esto a cuento de que me repito mucho; de que necesitaría cada día encontrar algo diferente, distinto como el mar; algo que no me hiciera sentir esta sensación de repetición de lo mismo:

Hoy como ayer, mañana como hoy
¡y siempre igual!
Un cielo gris, un horizonte eterno
y andar..., andar.

[...]
El alma, que ambiciona un paraíso,
buscándole sin fe;
fatiga sin objeto, ola que rueda
ignorando por qué.

Voz que incesante con el mismo tono
canta el mismo cantar,
gota de agua monótona que cae
y cae sin cesar.

Así van deslizándose los días
unos de otros en pos,
hoy lo mismo que ayer, probablemente
mañana como hoy.

La monotonía ... Machado, Antonio, utiliza con frecuencia esta palabra. Y, sin embargo, he elegido parte de una rima de Bécquer. Y es que éste añade unas palabras sobre el paraíso: "El alma, que ambiciona un paraíso...". Y me pregunto si es eso lo que ambiciono. Un paraíso siempre diferente, siempre ameno ... ¿El mar, quizás?

Seguramente sea el cansancio de este trimestre que hoy acaba.

Poemas de Manuel Machado

fabian | 21 Març, 2005 17:40

Algunas tardes, cuando tengo bastante tiempo, me gusta seleccionar algunos poemas de algún poeta. Hoy he buscado la voz de Manuel Machado. Manuel y Antonio, hermanos que, como tantas familias, la guerra separó. Pero no quisiera para nada tener en cuenta la política, sino sus obras, sus poemas. Hermosos los de ambos.

Y la verdad es que hoy, pese a las limitaciones que me autoimpongo: poemas cortos, sencillos, de verso corto, ... tenía muchos entre los que elegir. Un gran poeta. Por ejemplo:

Dichoso es el que olvida
el porqué del viaje
y, en la estrella, en la flor, en el celaje,
deja su alma prendida.

"El jardín gris" (5), "Misterio" (8), Ocaso (9) y ..., todas, me parecen preciosas y, sobre todo, que dicen algo.

Era un jardín sonriente

fabian | 20 Març, 2005 21:10

Era un jardín sonriente;
era una tranquila fuente
de cristal;
era, a su borde asomada,
una rosa inmaculada
de un rosal
Era un viejo jardinero
que cuidaba con esmero
del vergel,
y era la rosa un tesoro
de más quilates que el oro
para él.
A la orilla de la fuente
un caballero pasó,
y la rosa dulcemente
de su tallo separó.
Y al notar el jardinero
que faltaba en el rosal,
cantaba así, plañidero,
receloso de su mal:

- Rosa, la más delicada
que por mi amor cultivada
nunca fue;
rosa, la más encendida
la más fragante y pulida
que cuidé;
blanca estrella que del cielo,
curiosa de ver el suelo,
resbaló;
a la que una mariposa
de mancharla temerosa
no llegó
¿Quién te quiere? ¿Quién te llama
por tu bien o por tu mal?
¿Quién te llevó de la rama,
que no estás en tu rosal?
¿Tú no sabes que es grosero
el mundo? ¿Qué es traicionero
el amor?

¿Que no se aprecia en la vida
la pura miel escondida
en la flor?
¿Bajo qué cielo caíste?
¿a quién tu tesoro diste
virginal?
¿En qué manos te deshojas?
¿Qué aliento quema tus hojas
infernal?
¿Quién te cuida con esmero
como el viejo jardinero
te cuidó?
¿Quién por ti sola suspira?
¿Quién te quiere? ¿Quién te mira
como yo?
¿Quién te miente que te ama
con fe y con ternura igual?
¿Quién te llevó de la rama,
que no estás en tu rosal?
¿Por qué te fuiste tan pura
de otra vida a la ventura
o al dolor?
¿Qué faltaba a tu recreo?
¿Qué a tu inocente deseo,
soñador?
En la fuente limpia y clara,
espejo que te copiara
¿no te di?
Los pájaros escondidos,
¿no cantaban en sus nidos
para ti?
Cuando era el aire de fuego,
¿no refresqué con mi riego
tu calor?
¿No te dio mi trato amigo
en las heladas abrigo
protector?
Quién para sí te reclama,
¿te hará bien o te hará mal?
¿Quién te llevó de la rama,
que no estás en tu rosal?

Así un día y otro día
entre espinas y entre flores,
el jardinero plañía,
imaginando dolores,
desde aquel en que a la fuente
un caballero llegó
y la rosa dulcemente
de su tallo separó...

Serafín y Joaquín Álvarez Quintero

Siciliana y bibliotecas

fabian | 18 Març, 2005 17:15

La luz, brillante y limpia; la tarde apacible, viernes, víspera de Semana Santa y de unas vacaciones próximas. ¿Qué ha sido lo que me ha llenado de alegría? Quizás haya sido el haber ya pasado dos días, largos días, de reuniones de evaluación. Posiblemente haya sido todo junto que me ha impulsado a mirar la calle y darme cuenta de que hace ya mucho tiempo que no sentía esta libertad de poder mirar sin prisas, sin preocupaciones inmediatas y la luz, el color, el sonido del carillón de la vecina iglesia de San Sebastián de Palma han llegado a mis sentidos y me he visto como si fuera nuevo, como si fuera de estreno en esta brillante y veloz primavera.

Jacques Loussier

Sicilia. Tal vez para mucha gente les suena sólo a mafias. A los ajedrecistas también les suena a una defensa del juego. A los historiadores y geógrafos como centro del Mediterráneo, lugar estratégico que divide este mar en dos zonas, lugar estratégico siempre deseado por las potencias y donde se han desarrollado mil guerras y batallas. ¿Y en música?, ¿no tiene nada Sicilia relacionada con la música? Claro que sí. También en música. Una danza suave del Barroco. Una de esas danzas que se bailaban en pareja con pasos tranquilos y con multitud de reverencias y saludos hacia la mujer que debían ser correspondidos con sonrisas medio ocultas ya por pañuelos o abanicos.

Pero la definición musical estriba en que la primera nota de la melodía lleva un puntillo. Es decir, es una música de danza con compás de 6 corcheas en que la primera de la frase principal se alarga con un puntillo. Ha de resultar una música alegre y tranquila para una danza llena de zalemas o zalamerías.

En las suites de danzas del barroco no hay muchas pero sí encantadoras, preciosas sicilianas, como ésta de Juan Sebastián Bach que en este archivo nos toca Jacques Loussier.

Pese a la bella tarde no olvido mi carpeta de tareas pendientes en la que, junto al trabajo urgente de piratas y corsarios en las Baleares, figura desde ayer el tema de Bibliotecas.

 (Segueix)

Can Salas y las bibliotecas de Mallorca

fabian | 17 Març, 2005 20:00

Estos últimos días hay varias noticias sobre bibliotecas. Así en Palma se ha inaugurado una nueva biblioteca pública. Pero mientras aquí se inaugura una faltando muchas y, creo, no sólo faltando libros sino también - y es lo más preocupante - faltando interés por parte de la ciudadanía en general ante todo lo relacionado con libros y bibliotecas, en otros lugares del mundo las bibliotecas están empezando a llegar hasta los hogares vía Internet. Así, en el País Vasco las bibliotecas públicas (30) disponen de un catálogo colectivo que permite consultar sus fondos. El catálogo colectivo incluye la posibilidad de realizar reservas y solicitar préstamos de obras que estén depositadas en cualquiera de las bibliotecas de la red, según leo en Biblioblog.


Ilustraciones de libros de la Biblioteca de Nueva York

En EEUU el sistema de bibliotecas es bastante popular. No se concibe una población sin su biblioteca con su sistema de préstamos a la población que, además, es bastante utilizado. Pues ahora ya no sólo tienen publicados sus catálogos sino que la Biblioteca de Nueva York ya tiene digitalizados todos sus fondos y los ofrece a través de Internet, tanto de textos como de imágenes.

A mí me parece sorprendente y maravilloso. En la biblioteca del instituto hay bastantes libros y bastantes sobre Mallorca. Me imagino que estuvieran todos digitalizados y que escribiendo en un buscador un nombre me aparecieran en pantalla todas las páginas en las que ese nombre estuviera. Pero páginas de texto, páginas de libros. Si Internet y el Google u otros buscadores ya me sorprenden, no me acabo de imaginar cuando se hagan búsquedas en libros. Y parece ser que esta posibilidad ya está aquí (aunque por ahora sólo en Inglés) con Amazon y el Google.

San Patricio, fiesta en Irlanda

Yo desearía que la Enciclopedia que editó el Grupo Serra sobre las islas hace unos años estuviera digitalizada y accesible a través de Internet. No comprendo cómo las autoridades no están con proyectos sobre estos temas. Y desearía que estuviera en varias lenguas. Y no sólo la Enciclopedia sino muchas obras que expliquen la historia y la geografía y las costumbres, etc. etc. ¿Por qué en Nueva York lo hacen y en otros lugares del mundo y aquí no?

Está muy bien que se creen bibliotecas públicas y ojalá creen bastantes más, pero hoy día ya no es suficiente. Hoy día debieran estar también en Internet, al alcance de todos.


Rosa, en un comentario indica la existencia de un catálogo colectivo: CABIB: Catàleg Bibliogràfic de les Illes Balears y también de una página de colecciones digitales. Pongo aquí los enlaces pues no salen en los comentarios.

Dos ángeles guardan la puerta

fabian | 15 Març, 2005 20:34

Dos ángeles guardan la puerta ... ¡qué título más absurdo para el contenido de este post! Simplemente escribo unas líneas con un alto grado de atonía, quizás desinterés. No, no es desinterés, sólo atonía. Me ocurre todas las primaveras, una astenia primaveral. Es algo físico que se muestra anímicamente. En esta época me entra un cierto grado de atonía, de falta de tensión. Llevo dos días notándolo y me cuesta lanzarme a hacer cosas como escribir en esta bitácora o buscar información. El trabajo también me cuesta, pero como estoy obligado lo hago lo mejor que puedo, aunque siempre sintiendo una cierta desidia. No es alarmante.

El primer ángel:

ángel

Mantiene una espada en su diestra, pero no la blande con energía sino sólo la sujeta con el puño cerrado. La espada señala hacia el suelo al que no llega. Pero toda la expresión del ángel es poco enérgica, poco tensa. Su semblante parece pensativo, pero no es seguro, quizá no piense en nada. Tampoco habla ni se dirige hacia nadie. ¿Guarda la puerta? No lo parece. Su brazo izquierdo, un poco lánguido señala hacia la izquierda.

Puse el archivo "Noticias cortas". Disminuí su anchura a 250 px y lo alargué un poco: 350 px. Me funciona bastante bien y me resulta muy práctico. Encuentro algo interesante, pues copio ypego unas palabras y su dirección. Todo rápido. Puse otro igual, aunque con distinto XML en la web del instituto. Hoy he añadido dos noticias.

El segundo ángel:

ángel

Permanece en la esquina derecha del portal. Sus manos, finas, aguantan sin ningún esfuerzo un escudo. Semblante serio, en exceso. Ausencia de sonrisa, quizás muestra más una pena o dolor. Cuerpo y mente ausente. Mirada que no ve lo cercano. La única energía está en el ala desplegada, ¿su obligación tal vez? En la peana aparece una cabeza de dragón.

Ángeles átonos permanecen junto a una puerta que no parecen ni guardar ni defender. No sé muy bien porqué he elegido estas imágenes. Quizás sea que esta atonía mía de las primaveras se vea reflejada en esa ausencia de estos ángeles que hacen sin hacer, que están sin estar.

 
Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS
Powered by LifeType - Design by BalearWeb - Administrar